EE.UU. pide a Irán que libere a la activista de una ONG acusada de conspiración

  • Washington, 6 may (EFE).- Estados Unidos pidió hoy la liberación de la activista iraní Silva Harotonian, miembro de una ONG estadounidense, que fue arrestada en 2008 acusada de conspirar para promover una "revolución de terciopelo" en Irán.

EE.UU. pide a Irán que libere a la activista de una ONG acusada de conspiración

EE.UU. pide a Irán que libere a la activista de una ONG acusada de conspiración

Washington, 6 may (EFE).- Estados Unidos pidió hoy la liberación de la activista iraní Silva Harotonian, miembro de una ONG estadounidense, que fue arrestada en 2008 acusada de conspirar para promover una "revolución de terciopelo" en Irán.

Harotonian, de 34 años, fue detenida el 26 de junio de 2008 y condenada a cumplir una pena de tres años por estos cargos, que el portavoz adjunto del Departamento de Estado estadounidense, Robert Wood, consideró "infundados".

Wood señaló que el caso se encuentra en los tribunales "pendiente de una segunda apelación", pero que, según los últimos informes, la salud de la activista ha empeorado, por lo que urgió al Gobierno iraní "que le conceda la libertad a Harotonian".

"Está en malas condiciones y su estado de salud se está deteriorando debido a su confinamiento", indicó Wood.

La activista iraní, de origen armenio, comenzó a trabajar en 2007 con la ONG International Research & Exchanges Board (IREX) para facilitar programas que mejoraran la cooperación entre Irán y Estados Unidos en asuntos de salud infantil y materna.

Su trabajo, según indica la organización en su página web, consistía en difundir programas informativos sobre salud destinado a madres e hijos, "quería promover la buena voluntad internacional y no tenía otro objetivo".

Harotonian se encuentra cumpliendo condena en la misma cárcel en la que permanece la periodista estadounidense de origen iraní Roxana Saberi, según algunos medios estadounidenses.

Wood reiteró asimismo la petición para que la periodista, detenida en enero de este año y condenada a ocho años de cárcel acusada de espiar en favor de Estados Unidos, sea liberada.

"Creemos que los cargos contra ella son infundados, no tienen ninguna base y queremos verla libre para que pueda reunirse con su familia", dijo Wood.

Estados Unidos, que no tiene relaciones diplomáticas con Irán desde 1980, tras el asalto a la embajada norteamericana en Teherán y el triunfo un año antes de la Revolución Islámica, es representado en el país islámico por Suiza.

El portavoz indicó que están trabajando "muy duro" por la vía diplomática, aunque señaló que "los iraníes no han hecho ninguna aproximación para darnos información adicional" sobre la situación de Saberi.

El proceso de Saberi se halla ahora a la espera de la apelación, cuyo resultado se conocerá en los próximos días.

Saberi, hija de padre iraní y madre japonesa, llegó a Teherán hace seis años y desde entonces trabajó como freelance para medios británicos y estadounidenses de prestigio como la cadena BBC o Fox News.

La periodista se hallaba en el país recopilando información para escribir un libro y tenía pensado volver a Estados Unidos, ya que las autoridades iraníes le revocaron sus credenciales de prensa.