Estudian medidas para que las salidas de vía no causen el mayor número de muertos

  • Logroño, 20 may (EFE).- El Observatorio Nacional de Seguridad Vial estudia medidas para que las salidas de vía no causen el mayor número de víctimas mortales de accidentes de tráfico, ha afirmado hoy a EFE en Logroño su directora, Anna Ferrer.

Piden tomar medidas en las carreteras que minimicen los errores humanos en los accidentes

Piden tomar medidas en las carreteras que minimicen los errores humanos en los accidentes

Logroño, 20 may (EFE).- El Observatorio Nacional de Seguridad Vial estudia medidas para que las salidas de vía no causen el mayor número de víctimas mortales de accidentes de tráfico, ha afirmado hoy a EFE en Logroño su directora, Anna Ferrer.

Ferrer participa en el IV Congreso Nacional de Seguridad Vial, que reúne en Logroño a unos 300 profesionales para analizar, entre otras materias, la seguridad en la gestión de accesos y zonas colindantes, la seguridad en travesías, la accidentalidad por salida de vía, las novedades normativas y los sistemas de gestión de la seguridad vial en las infraestructuras.

Cree que, a través de algunos elementos de la infraestructura y del vehículo y la concienciación del conductor, hay que conseguir que las salidas de vía dejen de ser la principal causa de muerte en la carretera.

Las cifras de víctimas mortales por salida de vía se ha reducido un 45 por ciento en los últimos cinco años, pero este tipo de siniestro es el más frecuente en España y representa el 41 por ciento del total.

Ferrer cree que hay que abordar la accidentalidad como un sistema de elementos que intervienen, dado que "el conductor tiene un papel fundamental, la industria del automóvil trabaja con elementos de seguridad activa y pasiva y las infraestructuras también tienen que tener este papel".

Por ello, es necesario abordar la interrelación de estos elementos para disminuir las salidas de vía, ha subrayado la directora del Observatorio, que trabaja en la consolidación de los trabajos realizados durante los últimos cinco años, centrado en el ámbito del comportamiento de los conductores, la concepción del riesgo y en conceptos de seguridad vial.

Ha reconocido que ahora los conductores asumen menos riesgos, conducen más despacio, no consumen tanto alcohol a la hora de la conducción y llevan más elementos de seguridad; y ha recordado algunas actuaciones llevadas a cabo en los últimos años, como el carné por puntos y el endurecimiento de las penas por delitos de tráfico en el Código Penal.

Todos esos aspectos hay que consolidarlos y plantear cómo abordar el exceso de accidentalidad a través de colectivos y áreas más concretas, ya que "las grandes medidas masivas dedicadas al conductor en general está hechas y ahora tenemos que analizar y abordar medidas concretas", ha afirmado.

Ha citado, entre otros sectores y áreas, los atropellos en las zonas urbanas, las salidas de vía y las colisiones frontales en las carreteras convencionales; así como las relacionadas con los motoristas y los ciclistas.