Las extradiciones siempre dependen de decisiones políticas, dice un experto español

  • Santiago de Chile, 13 may (EFE).- Las extradiciones siempre se han basado en "una última decisión política", afirmó hoy en una entrevista con Efe, en Santiago de Chile, el secretario general de la Conferencia de Ministros de Justicia Iberoamericanos, el español Víctor Moreno Catena.

Las extradiciones siempre dependen de decisiones políticas, dice un experto español

Las extradiciones siempre dependen de decisiones políticas, dice un experto español

Santiago de Chile, 13 may (EFE).- Las extradiciones siempre se han basado en "una última decisión política", afirmó hoy en una entrevista con Efe, en Santiago de Chile, el secretario general de la Conferencia de Ministros de Justicia Iberoamericanos, el español Víctor Moreno Catena.

Moreno se encuentra desde hoy en la capital chilena para participar hasta el viernes en una reunión de la Red Iberoamericana de Cooperación Jurídica Internacional (IberRed), que debatirá sobre la trata de niños, el crimen informático y la extradición.

"Los tribunales intervienen para examinar la legalidad de la petición y de la entrega, pero con la reserva última del poder político", explica Moreno, quien recalca en esta decisión siempre se combinan "razones técnicas y políticas".

Dos casos emblemáticos de estos procesos son la extradición de Chile a Perú del ex presidente Alberto Fujimori (1990-2000) y la petición de trasladar de Londres a España al dictador chileno (1973-1990), Augusto Pinochet, quien murió en Santiago en 2006.

"La lucha contra la impunidad de quienes han ostentado el poder va teniendo cada vez más resquicios. La impunidad de los políticos amparados por el mando del poder se diluye cada vez más", declara Moreno.

IberRed busca homogeneizar la tipificación de los delitos y mejorar la confianza entre los Estados, condiciones básicas para agilizar los procesos de extradición, que en la Unión Europea funcionan desde 2002 bajo el concepto de "euro-orden".

Iberoamérica pretende replicar este modelo, y Argentina, Brasil, Portugal y España tienen ya un principio de acuerdo para desarrollar una "ibero-orden", una iniciativa que también se analiza en Centroamérica y en el Mercosur (Argentina, Uruguay, Paraguay y Brasil).