Chávez apoya el llamamiento de Obama para evitar conflictos

TOKIO (Reuters) - El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, apoyó el martes un llamamiento de su homólogo de Estados Unidos, Barack Obama, a favor de un siglo libre de conflictos, pero dijo que Washington debería pedir disculpas a Japón por las bombas atómicas que arrojó en la Segunda Guerra Mundial.

Chávez dijo el domingo que quiere "resetear" las relaciones con Washington tras casi una década de tensión, pero en Tokio rechazó los puntos de vista de Obama sobre Venezuela, calificándolos como los de un "novato".

También dijo que mantiene la cautela después del gobierno anterior del ex presidente George W. Bush, al que calificó como inmoral y falto de ética.

Obama tiene previsto asistir a la Cumbre de las Américas, que tendrá lugar entre el 17 y el 19 de abril en Trinidad y Tobago, y se espera que Chávez también asista.

Aunque Venezuela provee cerca del 10 por ciento de las importaciones de petróleo de Estados Unidos, la nación de la OPEP tuvo duros cruces verbales con el Gobierno de Bush.

Chávez hizo notar que, pese a las disputas diplomáticas desde hace años, Estados Unidos continúa siendo el mayor inversor extranjero en Venezuela.

"Todo es posible", dijo respecto a las relaciones con Washington, incluido un acercamiento a Estados Unidos en busca de relaciones más estrechas.

"Nosotros no tenemos ningunas predisposiciones hacia el actual gobierno (de Estados Unidos)... Entonces, en el marco de respeto, todo es posible: acercamiento, incluso un posible dialogo", agregó.

El presidente venezolano asumió una postura cautelosa sobre el lanzamiento de prueba de un cohete norcoreano el domingo, llamando a la paciencia y la precaución.

"Obama dijo hace 48 horas que el siglo XX fue un siglo de conflictos, y que el nuevo siglo debería ser uno de paz. Esa fue una buena declaración", dijo Chávez en una conferencia de prensa en Japón, en la última afirmación conciliatoria que hace de cara a la Cumbre de las Américas

Japón es ambivalente respecto a las armas atómicas, siendo el único país que ha sufrido ataques nucleares, pero que al mismo tiempo se beneficia de la protección que le brinda Estados Unidos.

En el marco de la visita de Chávez a Tokio, Japón y Venezuela acordaron el lunes un pacto de cooperación para el desarrollo de proyectos de petróleo y gas en la nación latinoamericana, profundizando las relaciones bilaterales para ayudar a diversificar las matrices energéticas del país asiático.

En uno de los proyectos, Japan Oil, Gas and Metals National, Inpex y Mitsubishi llevarán a cabo un estudio de viabilidad con Venezuela sobre la zona petrolera del Orinoco en los próximos dos años.

Chávez dijo que este proyecto ascendería a más de 8.000 millones de dólares en los próximos cinco años y que los proyectos firmados con Japón significarían 33.500 millones de dólares en inversión para Venezuela.