Colombia condiciona un posible diálogo en Brasil a un cese de hostilidades de las FARC

  • Bogotá, 29 abr (EFE).- El Gobierno colombiano condicionó hoy una posible negociación para un acuerdo humanitario con las FARC en territorio brasileño a "un cese de acciones criminales" por parte de la guerrilla, según el comisionado de paz, Frank Pearl, quien insistió en que por ahora este asunto no está en consideración.

Colombia condiciona un posible diálogo en Brasil a un cese de hostilidades de las FARC

Colombia condiciona un posible diálogo en Brasil a un cese de hostilidades de las FARC

Bogotá, 29 abr (EFE).- El Gobierno colombiano condicionó hoy una posible negociación para un acuerdo humanitario con las FARC en territorio brasileño a "un cese de acciones criminales" por parte de la guerrilla, según el comisionado de paz, Frank Pearl, quien insistió en que por ahora este asunto no está en consideración.

El funcionario dijo que después de que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) cesen sus hostilidades por un periodo de "cuatro meses" se evaluarán otros temas.

"Cuando eso suceda nosotros evaluaremos el resto, es decir, este tema de si Brasil o no Brasil. El dónde y el cómo se puede pensar y definir cumplida esa condición básica", aclaró Pearl, en declaraciones a la emisora de radio La FM.

El comisionado de paz respondió así a la información publicada hoy por el diario O Estado de Sao Paulo, que hace referencia a la propuesta de la senadora colombiana Piedad Córdoba al Gobierno brasileño de crear una zona neutra en ese país para negociar un intercambio de rehenes por guerrilleros presos.

Pero Pearl insistió en que ese es un tema que por el momento no se está considerando.

"A Colombia le interesa alcanzar la paz, nosotros hemos dicho, y el presidente (Álvaro Uribe) lo ha dicho, que la seguridad no es un fin en sí misma sino un medio para alcanzar la paz y si se dan ciertas condiciones el Gobierno adelantaría una negociación", dijo.

La principal condición que planteó el comisionado de paz es que deben darse "cuatro meses de cese de acciones criminales" y entonces "el Gobierno está dispuesto a adelantar una negociación honesta, generosa y efectiva".

"Es muy importante ir por pasos, primero esperemos a ver si las FARC realmente tienen una voluntad de hacer un diálogo bajo esas condiciones y que lo demuestren, y una vez eso suceda hablaremos de otros temas como este", agregó en alusión a la eventual creación de una zona neutral en Brasil.

También defendió la decisión del presidente Uribe de excluir a la senadora Córdoba de la gestión para la liberación del soldado Pablo Emilio Moncayo, secuestrado por las FARC hace más once años, porque, a su juicio: "ahora no cumple con nuestros criterios".

"Aquí no puede haber un espectáculo como si las FARC le estuvieran haciendo un favor al país (...), ellos tienen la obligación de devolver estas personas sin aprovecharse publicitariamente", precisó.

Así explicó las razones por las que a Córdoba, quien ha mediado en la liberación de doce rehenes, no se le permitirá intervenir en el caso de Moncayo, cuya liberación ha sido anunciada por las FARC bajo la exigencia de esta participación en el proceso.

Pearl reiteró que en esa misión solo podrán participar el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) y la Iglesia Católica.

La opositora Piedad Córdoba dijo además en Brasil que los guerrilleros quieren involucrar a Estados Unidos en las conversaciones.