EE.UU. ordena al presunto guardia nazi que se entregue para su deportación

  • Washington, 8 may (EFE).- El servicio de inmigración de EE.UU. ha ordenado al presunto ex guardia nazi John Demjanjuk, acusado en Alemania de ayudar en el exterminio de 29.000 judíos, que se presente en una de sus oficinas para ser deportado, dijo hoy su hijo.

EE.UU. ordena al presunto guardia nazi que se entregue para su deportación

EE.UU. ordena al presunto guardia nazi que se entregue para su deportación

Washington, 8 may (EFE).- El servicio de inmigración de EE.UU. ha ordenado al presunto ex guardia nazi John Demjanjuk, acusado en Alemania de ayudar en el exterminio de 29.000 judíos, que se presente en una de sus oficinas para ser deportado, dijo hoy su hijo.

John Demjanjuk hijo no reveló, sin embargo, cuándo deberá entregarse su padre, de 89 años.

La orden llega un día después de que el magistrado del Tribunal Supremo John Paul Stevens negara la petición del octogenario, que vive en Cleveland (Ohio), de suspender su deportación.

En marzo, un juez de Múnich (Alemania) emitió una orden de arresto contra él por cooperar en la muerte de miles de judíos en el campo de concentración de Sobibor, en el que presuntamente trabajó como guardia.

El ucraniano Demjanjuk mantiene que luchó en las filas soviéticas y que fue capturado por Alemania, que lo tuvo como prisionero hasta 1944.

Sus abogados alegan que no debe ser deportado por su precario estado de salud, dado que sufre problemas en la columna, fallos renales y necesita ayuda para caminar.

Demjanjuk está en la mira de los tribunales desde hace décadas. En 1986 Estados Unidos lo extraditó a Israel, donde en primera instancia fue condenado a muerte por ser el guardia llamado "Iván del Terrible" del campo de concentración de Treblinka.

Sin embargo, el Tribunal Supremo israelí anuló la condena en 1993 al concluir que probablemente "Iván" no era él, sino otro ucraniano.

Regresó a Estados Unidos, donde se le había retirado la ciudadanía tras el proceso israelí, y ha vivido desde entonces como apátrida.

En 2005 un tribunal estadounidense ordenó su deportación, tras concluir que fue un guardia nazi en otros campos de concentración.

El 14 de abril, agentes de inmigración lo arrestaron en su casa, pero una corte detuvo la repatriación en respuesta a la apelación del hijo de Demjanjuk, que alegó que la deportación de su padre constituiría "tortura", dados sus problemas de salud.

No obstante, el pasado 1 de mayo un tribunal federal de apelaciones de Ohio rechazó paralizar la orden de deportación de Demjanjuk, una decisión que mantuvo ayer el magistrado Stevens.