Felipe González dice que "podemos hacer una muy muy buena tarea juntos"

  • Madrid, 11 may (EFE).- El embajador plenipotenciario para la conmemoración de las Independencias Iberoamericanas, Felipe González, se mostró hoy convencido de que España y Latinoamérica pueden hacer "una muy muy buena tarea juntos" y "encarar el futuro con mucha esperanza" si se afronta la realidad sin disimularla.

Madrid, 11 may (EFE).- El embajador plenipotenciario para la conmemoración de las Independencias Iberoamericanas, Felipe González, se mostró hoy convencido de que España y Latinoamérica pueden hacer "una muy muy buena tarea juntos" y "encarar el futuro con mucha esperanza" si se afronta la realidad sin disimularla.

González hizo esa reflexión al participar en el acto institucional para las conmemoraciones de los bicentenarios que se celebra en Casa América, que fue inaugurado por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el Rey de España.

En su conferencia inaugural, titulada "El futuro de la Comunidad Iberoamericana: ¿Qué podemos hacer juntos?", el ex presidente del Gobierno insistió en que la región puede hacer aquello que ella misma quiera y decida, a lo que contribuye, en su opinión, "el pasado común" y "las raíces compartidas".

"Hay mucho por hacer y lo podemos hacer compartidamente. Y muchas experiencias que intercambiar", continuó González.

Destacó, asimismo, la importancia de la crisis económica mundial en el momento actual y de que afloren "por fin" con claridad los verdaderos desafíos del futuro, que tiene que ver, a su juicio, con la educación, el capital humano y el buen uso de la energía.

"Si enfrentamos esa realidad de cara y no la disimulamos, yo creo que podemos encarar el futuro con mucha esperanza, sobre todo para nuestros pueblos, que lo llevan esperando una temporada", aseguró.

"Interperlarse sobre el futuro tiene que ser sobre la base de identificar lo que está pasando, no sólo en la crisis, sino en la nueva realidad sobre la que la crisis se produce", continuó González, que insistió en la necesidad de afrontar esa situación "con el mayor realismo y la mayor sinceridad posibles"

"No hay que exagerarla ni ocultarla", añadió el ex presidente del Gobierno, que aseguró que ahora hay "signos de esperanza" con respecto a las crisis e ironizó con que cuando se reúna el G-8 se va a decir que "lo peor ya pasó".

"Como en los últimos 20 años no he visto que nunca el G-8 acierte, pues espero que no lo diga", añadió González, que definió ese grupo como "un organismo que no tiene ningún sustento en la legalidad internacional, pero que era eficaz en la medida que no daba publicidad a sus reuniones".

De cara al futuro, abogó por saber cómo se ha respondido a los requerimientos del "cambio civilizatorio" que ha venido inducido por una revolución tecnológica sin precedentes y por que la respuesta "no puede ser banal".

"Tenemos retrasos importantes, en la adaptación, en términos de capital humano, de I+D+I", continuó González, para quien "la mejor variable estratégica" de que se dispone para encauzar el futuro es el capital humano.

Incidió, asimismo, en que el comercio intrarregional en América Latina y el Caribe es "inexplicable por lo bajo", ya que no pasa del 6 por ciento, mientras que en la Unión Europea (UE) es del 77 por ciento, y en que Latinoamérica tiene "un déficit de infraestructuras que estrangula su crecimiento potencial continuamente".

"Una buena carretera crea más integración que doscientos discursos ideológicos", añadió, y subrayó que España "tiene una buena oportunidad" porque presidirá la UE en el primer semestre del 2010, lo que coincide con una reunión con América Latina.

El modelo de futuro, recalcó, "debería repensarse" a fin de "crecer y redistribuir el exceso para hacer más igual" las sociedades con más educación y mejor atención sanitaria.

Los bicentenarios comienzan este año en Bolivia y Ecuador y proseguirán en 2010 en México, Argentina, Venezuela, Colombia y Chile.