Los países centroamericanos muestran su unidad para concluir una asociación con la UE

  • Bruselas, 22 abr (EFE).- Representantes de los países centroamericanos que negocian un acuerdo de asociación con la Unión Europea (UE) manifestaron hoy su unidad para concluirlo en los plazos previstos, en el primer semestre de este año, después de que Nicaragua haya vuelto a las negociaciones tras un retiro temporal.

Los países centroamericanos muestran su unidad para concluir una asociación con la UE

Los países centroamericanos muestran su unidad para concluir una asociación con la UE

Bruselas, 22 abr (EFE).- Representantes de los países centroamericanos que negocian un acuerdo de asociación con la Unión Europea (UE) manifestaron hoy su unidad para concluirlo en los plazos previstos, en el primer semestre de este año, después de que Nicaragua haya vuelto a las negociaciones tras un retiro temporal.

Portavoces de Costa Rica, Nicaragua, Honduras, El Salvador y Guatemala prepararon hoy juntos en Bruselas la reunión informal que iniciarán mañana con la Comisión Europea (CE), con la voluntad común de definir un nuevo calendario que les permita concluir en la fecha prevista, en torno a junio, los aspectos técnicos del acuerdo.

En declaraciones a Efe, el jefe negociador costarricense, Roberto Echandi, abogó por "dar un ejemplo" y que Centroamérica sea la primera región en concluir un acuerdo de asociación con la UE, para lo que reafirmó su intención de reorganizar el calendario de negociaciones y superar los inconvenientes de la ausencia temporal de Nicaragua en el proceso.

En ese sentido, mostró su confianza en que el encuentro con representantes de la CE sirva para fijar un calendario de trabajo que responda al "dinámico" ritmo mantenido hasta ahora en el proceso.

La reunión con la CE fue convocada para analizar el estado de la negociación tras la decisión de Nicaragua de abandonar el proceso en la última ronda, mantenida en Honduras a principios de abril, debido a la falta de apoyo de los centroamericanos a su propuesta de crear un fondo común para el desarrollo.

Entonces, planteó que éste contase con un presupuesto de 60.000 millones de euros, de los que la UE debía aportar el 90 por ciento y Centroamérica el 10 por ciento restante, unas proporciones que no contentaron ni a los europeos ni a la región.

Este hecho provocó la suspensión de dicha ronda, en la que prácticamente no se registraron avances, indicaron fuentes cercanas a la negociación.

Después de que Nicaragua anunciase su vuelta a la mesa de negociaciones, el pasado domingo, los países se muestran dispuestos a concentrar sus esfuerzos en la recta final de las conversaciones con la UE.

El viceministro de Relaciones Exteriores de Guatemala, Alfredo Trinidad, señaló a Efe que en la sesión preparatoria de hoy los países hicieron un balance de los avances registrados en cada pilar del acuerdo (diálogo político, cooperación y comercial) hasta la ronda de Honduras, que en su opinión no fue "cancelada" sino "suspendida" tras la marcha de Nicaragua.

Según Trinidad, los países han mostrado hoy su "unidad" de cara a la reunión de mañana con la Comisión con el objetivo de "dar continuidad" a las negociaciones.

"Estamos los cinco de nuevo", indicó, y agregó que la sesión les ha servido para "ver nuestro estado y llegar con fuerza mañana muy unificados".

En declaraciones previas a la reunión preparatoria, el vicecanciller nicaragüense, Manuel Coronel Kautz, apeló al "espíritu de unidad de Centroamérica" y destacó la importancia de "mantener el proceso de integración de la región".

En cuanto al fondo común de desarrollo, Coronel Kautz explicó que por el momento "ha sido solamente presentado", y que aún debe contar con el análisis de los ministros centroamericanos de Finanzas.

A su juicio, este tipo de fondo "es lo que da sentido a un tratado de libre comercio para convertirlo en un acuerdo de asociación", y apuntó que ha sido presentado dentro del pilar político de ese pacto.

Echandi destacó por su parte que es un "detalle menor" el hecho de que el fondo vaya incluido en el acuerdo de asociación o no, pero subrayó la importancia de que esté basado en un "planteamiento realista" y que pueda garantizar recursos a la región "de forma razonable".

Para la Comisión Europea la creación del fondo supone una "buena idea", aunque ya ha señalado que descarta ser su primer contribuyente, según un portavoz comunitario.