México cree que el PIB puede caer hasta un 0,5% por la epidemia de la gripe A

  • México, 5 may (EFE).- México estimó hoy que su Producto Interior Bruto (PIB) puede contraerse entre 0,3 y 0,5 puntos adicionales debido a la epidemia de gripe A que obligó a aprobar medidas de apoyo fiscal para las empresas por un monto de 1.312 millones de dólares.

México, 5 may (EFE).- México estimó hoy que su Producto Interior Bruto (PIB) puede contraerse entre 0,3 y 0,5 puntos adicionales debido a la epidemia de gripe A que obligó a aprobar medidas de apoyo fiscal para las empresas por un monto de 1.312 millones de dólares.

Según el último reporte de la Secretaría de Salud, hasta el momento la epidemia en México ha dejado 26 muertos y otras 840 personas contagiadas.

El temor a una caída mayor del PIB nacional por culpa del virus AH1N1 aumentó después de que el turismo y el transporte se resintieran por la gripe A, y de que los restaurantes de la capital hayan tenido que parar su actividad para evitar mayores contagios.

Para paliar el impacto en un año difícil para la economía, con estimaciones de contracción de entre el 3,3 y el 5,3% según las emitan el Gobierno o el banco central respectivamente, el Ejecutivo anunció medidas de apoyo fiscal por valor de 17.400 millones de pesos (1.312 millones de dólares) para las empresas.

El secretario (ministro) de Hacienda, Agustín Carstens, indicó que prevé pérdidas de unos 30.000 millones de pesos (unos 2.266 millones de dólares) como consecuencia de la actual contingencia sanitaria.

Además, el Gobierno espera una reducción de 10.000 millones de pesos (757 millones de dólares) en sus ingresos tributarios por el enfriamiento de la economía agravado por el virus AH1N1.

Mañana está previsto que reinicien sus actividades los restaurantes de la capital, que según fuentes del sector han perdido unos 1.200 millones de pesos (87 millones de dólares) desde que el pasado 29 de abril se les obligó a vender comida solo para llevar.

Esta medida y el retorno a clases escalonado que se producirá entre el 7 y el 11 de mayo son algunas de las que conducirán hacia la normalización plena de las actividades en México.

Aparte de las decisiones que han tomado las autoridades mexicanas en su territorio, el Gobierno mexicano mantiene otras contra la discriminación a productos porcinos y personas en el exterior.

Entre las primeras destacó el titular de Economía, Gerardo Ruiz Mateos, la de pedir a la Organización Mundial del Comercio (OMC) el cese de las restricciones injustificadas a productos porcinos procedentes de México.

"No permitiremos que se impongan medidas injustificadas a las exportaciones mexicanas y defenderemos el espacio que la calidad de nuestros productos se merece en todo el mundo", enfatizó el titular de la Secretaría de Economía esta mañana.

Hasta el momento, mantienen restricciones comerciales Bolivia, Ecuador, Honduras, China, Ucrania, Emiratos Árabes Unidos, Rusia y Azerbaiyán.

A la crisis sanitaria se refirió el presidente, Felipe Calderón, en una ceremonia con motivo del Cinco de Mayo, para señalar que su país "ha defendido a toda la humanidad de la propagación del virus" de la gripe A y ha demostrado "su capacidad de hacerse cargo no sólo del destino propio sino del de los demás".

"Ésta no es la primera vez que México se ha visto sometido a una prueba tan difícil, ni será la última. Pero son las adversidades las que forjan el carácter de los pueblos y de las personas", indicó, convencido de que su país saldrá fortalecido de la epidemia.

Las cifras acompañan a las autoridades mexicanas, que desde ayer se mantienen con 26 muertos y que desde hace seis días no han registrado ningún fallecimiento en México, según el último reporte.

El ministro de Salud, José Ángel Córdova, detalló que México cuenta con una reserva de tratamientos antivirales suficiente ante la epidemia, parte de la cual fue adquirida a propósito de la gripe aviar y otra será recibida de donaciones de varios países como España o Francia.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) mantiene que hay 1.490 casos de gripe A repartidos por 21 países, que hasta el momento han dejado una treintena de muertos.

En la mayoría de los países los casos son leves, pero ha habido algunos graves en Estados Unidos y México.

Además, la agencia sanitaria de la ONU redujo el periodo de incubación de esta nueva gripe a entre "un día" o "una semana máximo" y no dos semanas como se había determinado antes, lo que acerca el mismo al de una gripe normal.