Moratinos rechaza la recomendación de Rusia de no viajar a España

BRUSELAS, 18 (EUROPA PRESS)

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Ángel Moratinos, aseguró que la recomendación que han hecho las autoridades rusas a sus nacionales para que no viajen a España --para evitar riesgos tras el más de un centenar de casos confirmados de gripe A (H1N1)-- es "de total inaceptabilidad" y mostró su "rechazo absoluto".

"Nuestra embajada ha tenido contactos muy directos (con las autoridades rusas) y yo hablé con el embajador ruso en Madrid ayer por la noche. Hemos expresado nuestro rechazo absoluto y la total inaceptabilidad de su actitud", explicó en declaraciones a los medios de comunicación en Bruselas.

El jefe de la diplomacia española dijo que hay que aclarar si la recomendación de Moscú es "simplemente una manifestación del Ministerio de Sanidad, porque el Ministerio de Asuntos Exteriores ruso no tenía noticias de esa recomendación".

"Creo que, como fue en el otro caso, se va a resolver rápidamente", añadió, en referencia a las restricciones que a principios de este mes impuso por Rusia a la importación de porcino español.

Moratinos hizo estas declaraciones a su llegada al Consejo de ministros de Defensa y Exteriores de la UE que este lunes se reúnen en Bruselas. La preparación de la próxima Cumbre de jefes de Estado y de Gobierno europeos, los días 18 y 19 de junio, forma parte de la agenda de hoy.

PREPARACIÓN DE LA CUMBRE EUROPEA

El ministro español admitió que la crisis económica y financiera será el tema "prioritario" de la cumbre de líderes europeos de junio porque los ciudadanos "esperan" de los jefes de Estado y de Gobierno que "se preocupen de lo prioritario".

"Lo prioritario es sacar a Europa de la crisis económica y financiera", continuó para precisar que "hace falta un plan de acción" al término de la presidencia de turno de la UE, que concluye República Checa el próximo mes, para preparar el trabajo de las siguientes presidencias: Suecia y España.

Preguntado por el proyecto de ley italiano que convierte la inmigración clandestina en delito (aún pendiente de pasar por el Senado), Moratinos se limitó a recordar que existe un Pacto europeo de Inmigración y Asilo y que "todos los países" deberían "someterse a ese pacto".