La Eurocámara da el primer paso para ratificar el acuerdo para normalizar relaciones con Cuba


BRUSELAS|

La comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo ha dado este martes su visto bueno al acuerdo de diálogo político y cooperación negociado por la Unión Europea con Cuba, con el objetivo de romper con la Posición Común que se aplica desde 1996 y normalizar las relaciones del bloque con La Habana.

El apoyo al acuerdo ha salido adelante con 57 votos a favor, 9 en contra y ninguna abstención, mientras que la resolución que lo acompaña ha contado con 45 votos a favor, 6 en contra y 16 abstenciones.

La posición de esta comisión necesita aún pasar por el pleno del Parlamento Europeo, el próximo mes de julio, para concluir la ratificación del nuevo marco de relaciones, que ya cuenta con la opinión favorable de otras dos comisiones europarlamentarias, la de Desarrollo y la de Comercio Internacional.

En un reciente debate, la ponente del informe de la comisión de Exteriores, la socialista española Elena Valenciano, defendió el acuerdo como el "mejor instrumento" para avanzar en el diálogo sobre libertades y democracia con Cuba.

El acuerdo cuenta con un apoyo mayoritario en la Eurocámara, si bien los grupos se han mostrado divididos en cuanto a la dureza del lenguaje que se debe emplear para referirse a la defensa de los Derechos Humanos y la falta de libertades en la isla.

En su opinión, la comisión de Exteriores recoge en su redacción referencias al respeto de los Derechos Humanos, recuerda que el acuerdo incluye una salvaguarda para su suspensión si se vulneran las disposiciones en esta materia y marca los estándares internacionales que se exige al régimen castrista.

Sin embargo, algunos eurodiputados ven en el pacto una oportunidad para elevar el lenguaje y presión sobre La Habana para exigir reformas fundamentales.

El Partido Popular Europeo (PPE), por ejemplo, abogó por elevar el tono y exigir de manera más explícita al régimen cubano la liberación de los presos políticos y otras reformas democráticas en la resolución que acompañe a la ratificación.