Badia (PSC) cree que la estrategia "irresponsable" del PP puede pasarles factura en las urnas

BARCELONA, 18 (EUROPA PRESS)

La cabeza de lista del PSC a las elecciones europeas, Maria Badia, aseguró hoy que la estrategia "irresponsable" del PP, consistente en aprovechar la crisis para desgastar a los gobiernos central y catalán, "se les puede convertir en un bumerán para ellos mismos" y pasarles factura en las urnas.

En una entrevista de Europa Press, Badia aseguró que en tiempos difíciles como los actuales, lo que los ciudadanos esperan de los políticos, sea del partido que sean, es que "se arremanguen" y que todos juntos ayuden a superar la crisis. "Cuando los partidos de la oposición aprovechan la situación para poner trabas al Gobierno, es una muestra de irresponsabilidad" que puede faltarles factura, añadió.

"El PP se está pasando", dijo Badia, al no colaborar con el Gobierno central en la reactivación económica de España y también en el tono contra Catalunya en declaraciones de dirigentes populares, entre ellas las de su candidato a las elecciones europeas, Jaime Mayor Oreja. Además, también lamentó que durante esta legislatura, hayan utilizado las instituciones europeas para "erosionar" a los Gobiernos español y catalán.

Expresó sus reservas de que en las elecciones europeas haya un trasvase de voto del PSOE hacia el PP. Sí que admitió que la abstención puede dificultar las expectativas electorales de los socialistas, algo que atribuyó a que los electores "no sepan la importancia" del Parlamento Europeo.

Al preguntársele sobre si en estas elecciones europeas puede haber voto de castigo hacia los socialistas, Badia dijo que no, ya que todos los electores tienen claro que la crisis "es global" y que nace en los Estados Unidos, fruto de la desregulación económica que emprendió George W.Bush. Y recordó que el modelo neoliberal es el contrapuesto del que defienden los socialistas en toda Europa.

En este sentido, recordó que el eje de campaña de los socialistas consistirá en explicar a los electores que en el 7 de julio "hay dos posibilidades": o una mayoría de derechas en el Parlamento europeo, como la actual, donde suman el Partido Popular Europeo y la Alianza Liberal --donde participa CDC--; u otra de izquierdas, liderada por el Partido Socialista Europeo (PSE). "Si hay una mayoría de izquierdas, podrán hacerse unas determinadas políticas, si sigue la de derechas, con los populares y liberales, serán otras", dijo Badia.

Badia vio factible que el PSE pueda recortar distancias con los populares europeos, a día de hoy, cifrada en unos 80 escaños. Recordó que, tras las elecciones, varios partidos que hasta la fecha participaban en el Partido Popular europeo, como los conservadores británicos, se integrarán en un nuevo grupo parlamentario, donde también habrá formaciones euroescépticas, entre ellas, la derecha checa de Vaclav Klaus.

Acerca de si UDC volverá a tener representación en el PPE --ello implicaría que los populares europeos tuvieran posiciones distintas en temas que afectan a Catalunya, como el catalán en la UE o infraestructuras-- Badia lo vio difícil. "Es imposible pensar que un diputado de UDC, pese a todas sus buenas intenciones, puede hacer cambiar de idea" a los populares europeos.

En cuanto a la campaña del PSC, Badia indicó que no se focalizará ni en ella como candidata ni tan sólo en la marca 'PSC', sino que el eje de campaña será 'socialistas europeos', destacando así que, a diferencia de otras formaciones catalanas, se integrará en un gran grupo en la Eurocámara donde podrá establecer alianzas en favor de Catalunya. Indicó que, a falta de concretarse las fechas, participarán en la campaña del PSC el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, el ex presidente Felipe González, así como ministros y dirigentes del PSOE.