El Congreso de México rechaza entregar a la secuestradora francesa, dice un senador

  • México, 19 abr (EFE).- El Legislativo mexicano rechaza enviar a Francia a Florence Cassez, una mujer condenada a 60 años de cárcel en este país y cuya repatriación pidió en marzo el presidente Nicolas Sarkozy a su homólogo, Felipe Calderón, dijo hoy un senador izquierdista.

El Congreso de México rechaza entregar a la secuestradora francesa, dice un senador

El Congreso de México rechaza entregar a la secuestradora francesa, dice un senador

México, 19 abr (EFE).- El Legislativo mexicano rechaza enviar a Francia a Florence Cassez, una mujer condenada a 60 años de cárcel en este país y cuya repatriación pidió en marzo el presidente Nicolas Sarkozy a su homólogo, Felipe Calderón, dijo hoy un senador izquierdista.

"De parte de la Cámara de Senadores y la de Diputados, la definición es muy clara: (...) que ella cumpla su sentencia en México", señaló el senador José Guadarrama en un comunicado emitido por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), el mayor de izquierda en México.

La francesa fue detenida en México en 2005 y sentenciada a la cárcel por formar parte de la banda de secuestradores "Los Zodiaco", liderada por su novio, Israel Vallarta, también preso.

Cassez aseguró que hubo irregularidades en su captura y en el proceso judicial, y afirmó que desconocía las actividades de su pareja sentimental, algo que han negado algunos de los secuestrados.

El senador Guadarrama, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, sostuvo que Cassez no debe ser enviada a su país a terminar de cumplir una condena de 60 años por su participación en varios secuestros.

Francia solicita esa medida amparándose en el Tratado de Estrasburgo, el cual tiene una reserva que permite al país galo recortar la pena impuesta a algún francés que hubiera sido sentenciado en México.

El caso de la francesa lo está estudiando una comisión binacional México-Francia creada el pasado 9 de marzo durante la visita que realizó a este país Sarkozy.

Entonces, el mandatario aseguró que respetaba las decisiones de la justicia mexicana y que entendía "la emoción del pueblo mexicano y de las víctimas de los secuestros".

No obstante, subrayó que si Cassez pide la aplicación del Tratado de Estrasburgo, lo cual aún no ha sucedido porque tiene posibilidad de apelar, "Francia solicitará que esta condición sea cumplida".

El mandatario francés, quien dijo haber hablado por teléfono con la sentenciada, pidió confianza en la justicia de su país e hizo hincapié en que un eventual traslado "no significa impunidad, sino la aplicación de un acuerdo internacional".

Para el senador Guadarrama, de consumarse la entrega, Cassez podría terminar por "evadir la justicia mexicana" pues en el país europeo para el delito de secuestro la pena máxima "son 20 años o puede existir el perdón".