Gallardón y Sebastián se prodigan en agradecimientos y muestran normalidad tras la bronca campaña a la Alcaldía de 2007

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

El ministro de Industria, Comercio y Turismo, Miguel Sebastián, y el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, se prodigaron hoy en agradecimientos mutuos durante el acto de presentación del proyecto para la Catedral de las Nuevas Tecnologías de Villaverde, que Industria apoya mediante un crédito de 34 millones de euros concedido a través del Plan Avanza.

El primer gesto de normalidad entre los dos dirigentes tras la bronca campaña electoral a la Alcaldía de la capital que ambos protagonizaron en 2007 fue el saludo. Gallardón, que había llegado primero acompañado por muchos de los miembros de su Ejecutivo, se acercó al coche del ministro a su llegada a la zona.

Ambos se sonrieron afectuosamente y se dieron un apretón de manos que dejaba claro que cualquier rencilla es ya agua pasada. De hecho, Sebastián llegó incluso a afirmar que "no había ningún enfrentamiento". "Hubo una campaña que está ya olvidada, una campaña muy dura por las dos partes, y ahora lo que hay que hacer es trabajar juntos para salir de la crisis. Es lo que intentamos hacer todos, por lo menos algunos", añadió.

Por su parte, el primer edil aseguró a su entrada al recinto que todo el proyecto de la Catedral está "preparado" --los plazos, la previsión de inauguración, las obras-- "gracias al préstamo del Ministerio", una aportación que deberá ser devuelta en quince años con un interés cero, y que supone la inversión más ambiciosa del Plan Avanza en una sola iniciativa.

Asimismo, durante sus intervenciones ambos se prodigaron en agradecimientos mutuos. Gallardón agradeció a Sebastián su apoyo "en un momento en que la crisis y la contención de gastos habrían hecho prácticamente imposible haber encontrado recursos para hacer este proyecto si no se hubiese encontrado la colaboración del Ministerio".

"Gracias, señor ministro; gracias, Miguel, en nombre de todos los ciudadanos de Madrid porque con la ayuda que nos habéis dado del Plan Avanza podemos iniciar ahora un proyecto que, probablemente sin esta ayuda, habríamos tenido que posponer como consecuencia de la situación económica que todas las administraciones públicas están atravesando", continuó el alcalde, que calificó el Plan Avanza de "extraordinariamente positivo".

Además, manifestó su convicción de que el apoyo del ministro a esta iniciativa es "sin duda ninguna un punto de reencuentro con un compromiso madrileño, una actividad madrileña" a la que Sebastián dedicó "una parte importante de esfuerzo y de trabajo político". "Gracias de verdad por haber conseguido esta participación y colaboración entre las distintas administraciones", zanjó.

Por su parte, el titular de Industria destacó la "capacidad de liderazgo" del regidor madrileño y su colaboración. "Te lo agradezco, Alberto", añadió. Además, protagonizó la anécdota de una jornada muy fría a la que todos se refirieron cuando afirmó: "Hace frío y, pese a que esto sea una Catedral, creo que del catarro no nos va a librar ni Dios".