Gómez asegura que en 2011 Madrid tendrá presidente socialista porque "hay que llevar la decencia y la honradez a las instituci

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

El secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM), Tomás Gómez, aseguró hoy que en el 2011 la Comunidad de Madrid contará con un presidente socialista porque "hay que llevar la decencia y la honradez a las instituciones", algo que, como ha señalado en distintas ocasiones, falta desde que está el Gobierno de Esperanza Aguirre (PP) en el poder, que se ha visto afectado por supuestas tramas de corrupción o de espionaje a altos cargos de su Equipo.

En un acto de la campaña de las elecciones europeas celebrado en la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón, donde respaldó al número 9 en las listas socialistas, Enrique Guerrero, Gómez indicó que se va a producir este cambio dentro de dos años porque los socialistas traen un proyecto "nuevo, fresco y ambicioso", frente al "desgastado" del PP.

"Hay que llevar la decencia y la honradez a las instituciones", subrayó Gómez, quien indicó que "es una vergüenza" cómo está la Comunidad de Madrid, donde, por ejemplo, el ex alcalde de Pozuelo, Jesús Sepúlveda, tuvo que dimitir "por estar hasta las cejas de la corrupción", lo mismo que les pasó, recordó, a otros regidores de localidades como Boadilla del Monte, o Arganda del Rey.

En la misma dirección, recordó que hay tres diputados implicados en la 'Operación Gürtel' que siguen conservando su acta y siguen votando en el Parlamento madrileño "para dar la mayoría absoluta" a su partido y "para amparar desde la inmunidad parlamentaria el delito común", añadió Gómez, en referencia a la trama de corrupción liderada por el empresario Francisco Correa.

A su juicio, estas personas tienen que abandonar su actividad política por "salud e higiene democrática", valores que, en su opinión, llevarán los socialistas cuando se presenten a las elecciones autonómicas del próximo 2011. "Vamos a llevar aire fresco", apostilló, al tiempo que aseguró que la "ética y la política en mayúsculas" irán con él.

Todo esto porque para Gómez la política "no puede ser un negocio ni una profesión" sino que tiene que ser un instrumento "para hacer un mundo mejor, de más calidad de vida y de igualdad de oportunidades". Esa es la razón, añadió, por la que el PSOE está haciendo la campaña electoral para las europeas "con orgullo" frente a un PP, que tiene un Gobierno en Madrid "que ningunea a las administraciones y es el adversario de la Democracia y de la transparencia".

Justo esta semana se ha alcanzado el ecuador de la legislatura presente, y Gómez aprovechó la ocasión para decir que estos dos años han sido "los peores dos años para esta región" porque "no ha habido Gobierno autonómico", ya que "ha tenido que tapar sus vergüenzas en otras cosas" mientras que, según el líder de los socialistas madrileños, Aguirre se cargaba la educación, la sanidad, la Ley de la dependencia, o "perseguía a cientos de mujeres madrileñas que, en su derecho legal, interrumpieron su embarazo".

VOTO PARA LAS EUROPEAS

Por eso, pidió el voto para el próximo 7 de junio, ya que, en opinión de Gómez, los ciudadanos se van a jugar "muchísimo", tanto el presente como el futuro, pero "no sólo de Madrid, de España, o de Europa" sino también "de ese nuevo orden económico y social que tiene que establecerse en el nuevo panorama internacional".

En referencia a la crisis global que atraviesa el mundo en general, señaló que la salida de esta situación pasa por cambiar el "modelo productivo", un modelo que tiene que apostar por la "regulación de los mercados, de los derechos o de las políticas sociales" para hacer un mundo "más justo y mejor".

En este sentido, destacó que las comunidades autónomas tienen mucho que hacer y que no todos los gobiernos están "ayudando" al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. "No todos los gobiernos están siendo leales con los ciudadanos y están arrimando el hombro", indicó, al tiempo que denunció que es el caso de la Comunidad de Madrid, que "pone zancadillas, y palos en la rueda".

Esta es la razón, continuó Gómez, por la que Madrid "necesita un Gobierno diferente", ya que "hasta ahora", a su parecer, Aguirre "no ha puesto ni una sola medida" para paliar la crisis porque, en lugar de poner en marcha programas como los que lanzan los países "más importantes de Europa", se dedica "a hacer oposición al Gobierno de Zapatero".

Según Gómez, Madrid necesita un Gobierno "fuerte" que apueste, porque está formado por 6 millones de personas que pueden "liderar en Europa" y situar a la región entre las diez líderes de este continente. "Es el momento de hacer de Madrid una comunidad moderna, grande, abierta, cosmopolita, capital de Europa", agregó.

Precisamente, por ello, se refirió a que la presidenta madrileña va a ser finalmente la única que no se adhiera al plan automovilístico de Zapatero, lo que va a provocar que los madrileños "vayan a Guadalajara o a Toledo" a comprar sus coches. "¿Eso es apoyar el empleo?, se preguntó el socialista, que recordó que en la Comunidad de Madrid hay más de 460.000 parados.

Así, concluyó que para que Madrid tenga un futuro, con más servicios públicos, y políticas sociales, "hay que apostar por el cambio productivo" donde las universidades públicas son "la columna vertebral" y el "capital de la región". "Necesitan el apoyo para que sean un elemento distintivo, y Aguirre hace exactamente lo contrario, reduce en un 45 por ciento los recursos. Hace falta el cambio de Gobierno en Madrid", insistió.