Rajoy dice que "no puede hablar de economía sostenible" quien crea un paro insostenible

  • Málaga, 25 may (EFE).- El líder del PP, Mariano Rajoy, ha afirmado hoy que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, "no puede hablar de economía sostenible" porque "ha llevado a España y a Andalucía a una situación de paro insostenible".

Rajoy dice que "no puede hablar de economía sostenible" quien crea un paro insostenible

Rajoy dice que "no puede hablar de economía sostenible" quien crea un paro insostenible

Málaga, 25 may (EFE).- El líder del PP, Mariano Rajoy, ha afirmado hoy que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, "no puede hablar de economía sostenible" porque "ha llevado a España y a Andalucía a una situación de paro insostenible".

Rajoy se ha referido de este modo, en un acto multitudinario celebrado en pleno centro de Málaga, a la promesa que ayer en Dos Hermanas (Sevilla) efectuó Zapatero sobre la aplicación del nuevo modelo de economía sostenible que prepara su Gobierno: comenzará a aplicarse en Andalucía.

El presidente de los populares ha hecho hincapié en deshacer esta promesa al acusar en varias ocasiones al jefe del Ejecutivo de "no ser creíble", entre otros aspectos, ha explicado, porque ayer Zapatero acudió al evento de Dos Hermanas en un avión de las Fuerzas Armadas para anunciar un plan más, "su plan número doce".

"No es creíble, ya nadie le cree, se acabaron las promesas y las historias. Por sus obras les conoceréis y sus obras son las que son y las que todos los andaluces y los españoles conocemos; el pirómano que aparece con casco de bombero no es creíble", ha añadido.

Rajoy ha comenzado su intervención con un "dicho que recorre las calles y plazas de Andalucía y España": "Antes se conoce a un mentiroso que a un cojo".

Ha atribuido al presidente del Gobierno una serie de "embustes sobre la política económica española para remontar la crisis y ha culminado sus acusaciones con un ejemplo de lo que a su juicio es una consecuencia obvia del modo de hacer de Zapatero, y lo ha situado en Andalucía, donde el jefe del Ejecutivo anunció ayer la puesta en marcha del modelo de economía sostenible.

"En Andalucía, entre 1986 y 2004, y hay que recordarlo, pues demuestra que se puede gobernar de otra forma, se crearon más de 700.000 puestos de trabajo, y en un año, ese quien promete y promete ha hecho una política económica que ha provocado, es que es una vergüenza, que más de 382.000 andaluces hayan perdido su puesto de trabajo. Ya nadie le cree".

Por ello, para el líder del PP, no caben más "embustes" y "engaños", sino saber gobernar, "tomar decisiones y presentarse con resultados y no con promesas".

Al tiempo que nuevamente ha sentado las bases de lo que será su modelo económico, si llega a gobernar, Rajoy ha pedido a los ciudadanos congregados en la plaza de la Constitución de Málaga, ante 4.000 personas según la organización, que certifiquen el cambio político iniciado en Galicia el pasado 1 de marzo con el voto al PP el 7 de junio, en las elecciones europeas.

El triunfo de los populares en tales comicios, según ha remarcado Rajoy, será crucial no sólo para consumar la aspiración de su partido de arrebatar el Gobierno a Zapatero, sino también para conseguir que el presidente del PP en Andalucía, Javier Arenas, llegue a la Junta de la comunidad.

En su opinión, las estrategias de populares y socialistas difieren enormemente, porque mientras el PSOE "hace vídeos y promesas que no se concretan en nada", el PP defenderá en Europa los intereses españoles y hablará de economía, algo que a Zapatero, ha dicho, "le produce urticaria".

Para hablar de las soluciones que el Partido Popular quiere poner en marcha, la austeridad y las reformas del sistema, Rajoy ha censurado otra vez a un presidente del Gobierno que "está en la nada" y no hace más que avanzar nuevos planes de recuperación.

"Anuncio de que antes de que termine la campaña, tendremos otros dos planes como poco", ha apostillado antes de subrayar: "Cada vez que anuncia una nueva medida es para echarse a temblar; cada vez que dice una cosa los resultados son peores".

En vez de anuncios y "frases" y "cuentos", el líder del PP ha exigido "políticas entendibles y con resultados".