Hamás asegura estar dispuesto a un proceso de reconciliación con Al Fatá sin condiciones previas


MADRID|

El jefe del brazo político del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás), Ismail Haniyeh, ha asegurado este lunes que el grupo está preparado para un proceso de reconciliación con Al Fatá sin condiciones previas.

En su comunicado, Hamás ha desvelado que la delegación que encabeza Haniyeh y que ha viajado a El Cairo para reunirse con altos cargos del país africano ha expresado "su disposición a celebrar sesiones de diálogo con Al Fatá en El Cairo".

Asimismo, ha expresado su disposición a disolver un comité que creó para gestionar los asuntos de la Franja de Gaza, en desafío a la autoridad del gobierno de unidad que encabeza Rami Hamdalá.

"Hamás está dispuesto a disolver inmediatamente el comité administrativo y permitir al gobierno de reconciliación nacional que ejerza sus funciones y celebra elecciones", ha recalcado.

En este sentido, ha afirmado que este proceso "sería seguido por una conferencia expandida entre las facciones palestinas en El Cairo" y por la creación de un gobierno de unidad "que asuma la responsabilidad del pueblo palestino en Cisjordania, la Franja de Gaza y Jerusalén (Este)".

Hamás había realizado una serie de peticiones previas al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, de cara a iniciar un proceso de conversaciones.

El presidente de la Autoridad Palestino recortó los salarios de decenas de miles de funcionarios en Gaza y los subsidios a la electricidad en la Franja para forzar a Hamás a disolver el citado comité administrativo.

Cisjordania y la Franja de Gaza están separadas administrativamente desde 2007, debido a los enfrentamientos registrados tras la victoria de Hamás en los comicios celebrados en 2006. Desde entonces, la formación islamista controla la Franja, mientras que Al Fatá controla Cisjordania.

Las tensiones entre Al Fatá y Hamás han ido en aumento en las últimas semanas, incrementadas por la crisis eléctrica en el enclave, si bien las facciones acordaron a mediados de enero formar un nuevo gobierno de unidad.