Asociaciones de víctimas antes enfrentadas firman una declaración conjunta "por encima de intereses partidistas"

El manifiesto exige la derrota del terrorismo y avisa de que se levantarán con toda su "fuerza" contra quien actúe en otro sentido MADRID, 19 (EUROPA PRESS) Las principales asociaciones de víctimas del terrorismo, varias de ellas enfrentadas en la pasada legislatura, se unieron hoy para defender sus derechos y reivindicar cambios en la legislación, todo ello declarándose "no partidistas" porque aseguran que sus reclamaciones deben estar "por encima de intereses de uno u otro signo". Las asociaciones plasmaron sus reivindicaciones en un manifiesto firmado por la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), la Federación de Asociaciones Autonómicas de Víctimas del Terrorismo, Covite, Dignidad y Justicia, la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M, la Asociación Gallega de Víctimas del Terrorismo y la Asociación Cuerpos y Fuerzas del Seguridad del Estado Víctimas del Terrorismo, con el apoyo del Foro de Ermua. En la declaración se hacen múltiples alusiones a la unidad de las asociaciones y avisa de que no permitirán que "ningún tipo de desavenencia" entre los colectivos de víctimas les aleje del objetivo de derrotar al terrorismo con todos los instrumentos del Estado de Derecho. Este acto conjunto llega a los diez meses de que se renovase la Junta Directiva de la AVT. La anterior protagonizó durante la pasada legislatura numerosas manifestaciones contra la política antiterrorista del Gobierno, lo que le provocó el enfrentamiento con el Ejecutivo y con algunas asociaciones de víctimas. Desde su llegada a la presidencia de la AVT, Juan Antonio García Casquero, fijó como objetivo la unión de las asociaciones "en los puntos comunes y básicos". "No sé por qué esto no pudo ser antes, no sé qué clima había, pero ahora hay que mirar al futuro, que es la derrota del terrorismo", enfatizó. De esta forma, las asociaciones escenificaron hoy su unión y subrayaron que se declaran "no partidistas" porque sus intereses están "por encima de intereses de uno u otro signo", aunque advirtieron de que responderán a cualquier acción distinta a la derrota del terrorismo "con toda la fuerza" de la que sean capaces. "De producirse cualquier actuación por parte de cualquier organismo, estatal o privado, tendente a un objetivo distinto del de derrotar al terrorismo con todos los medios del Estado de Derecho es capaz, o que dañe la memoria, la dignidad de las víctimas o las utilice para cualquier fin abyecto --advierten--, será nuestro derecho, nuestro deber, levantarnos contra tal injusticia con toda la fuerza que estos colectivos cívicos sean capaces, en aras de defender la memoria, la verdad, la libertad, la dignidad y la justicia que consideramos innegociables". El manifiesto señala su objetivo de luchar a favor de la mejora de los derechos de las víctimas del terrorismo y exige justicia para la persecución y encarcelamiento "de los criminales que subvierten los valores de convivencia, tolerancia y libertad del Estado de Derecho". MODIFICACIÓN DE LA LEY DE VÍCTIMAS Además, reclama una mejora del marco legislativo relativo a las víctimas del terrorismo para "evitar injusticias en el reconocimiento de derechos que han dado lugar a inaceptables agravios comparativos". En estos momentos se encuentra en fase de modificación la Ley de Solidaridad con las Víctimas del Terrorismo, para lo que el Ministerio del Interior está manteniendo contactos con todas las asociaciones. En este sentido, mostraron su esperanza de que esta ley pueda ser modificada a lo largo de esta legislatura para que se adapte "al devenir de los tiempos". El presidente de la Federación de Asociaciones Autonómicas de Víctimas, Joaquín Vidal, explicó que con este manifiesto las asociaciones quieren reiterar su unidad en la defensa de los intereses comunes. Por último, Casquero no quiso pronunciarse sobre las próximas elecciones autonómicas del País Vasco, aunque celebró que no se presenten "listas etarras" tras la impugnación de las candidaturas de D3M y Askatasuna.