De la Vega avisa al PP que se hundirá en su "marejada" mientras éste le acusa de dejar "a media España en la cuneta"

De la Vega avisa al PP que se hundirá en su "marejada" mientras éste le acusa de dejar "a media España en la cuneta"

De la Vega avisa al PP que se hundirá en su "marejada" mientras éste le acusa de dejar "a media España en la cuneta"

MADRID, 11 (EUROPA PRESS) La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, aludió hoy a las investigaciones judiciales en torno a cargos del PP cuando la portavoz parlamentaria de este partido, Soraya Sáenz de Santamaría, reprochó al Ejecutivo, en el pleno del Congreso, que haya dejado "a media España en la cuneta". En respuesta a la dirigente 'popular', De la Vega acusó al PP de ser los únicos que no reman con el Gobierno para salir de la crisis, sino que "están a ver si se hunde el barco". "Pero más bien parece que quienes se van a hundir son todos ustedes, ante tanta marejada que más parece de película de de espías y de efectos especiales que del principal partido de la oposición", le espetó la vicepresidenta. Sáenz de Santamaría había empezado su pregunta acusando al Gobierno no asumir "una sola responsabilidad", a pesar de ser el Ejecutivo "con más ministros y más altos cargos que nadie" y de no ver "desde sus despachos cada vez más lujosos" a los más de tres millones de parados. Así, después de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, haya repetido estos días que no dejará a nadie "en la cuneta", la portavoz del PP le replicó hoy que en la cuneta están "literalmente" los "damnificados" de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, "cada vez que nieva". Se refirió también a los "miles de afectados por expedientes judiciales sin resolver mientras el ministro Bermejo se va de cacería con quien no debiera", en alusión al viaje de éste a Jaén junto al magistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón, que precisamente investiga la presunta trama de corrupción entre empresarios vinculados al PP de Madrid. En el primer pleno de control del nuevo periodo de sesiones, De la Vega y Sáenz de Santamaría protagonizaron un debate bronco en el que la vicepresidenta del Congreso, Teresa Cunillera, tuvo que pedir silencio y cortesía a los diputados, alegando que "todo el mundo tiene derecho a tener opinión" pero también "a administrar cómo la expresa". "No aplaudan, iba a preguntar si el señor Bermejo ha vuelto ya de Jaén", añadió acto seguido Sáenz de Santamaría, que volvió a apuntar al ministro de Justicia para recalcar que el Gobierno debe pedir austeridad y "predicar con el ejemplo". La portavoz 'popular' se centró en el problema del paro y recordó que ya son tres millones los desempleados y un millón los que no recibe ningún tipo de prestación, y acusó al Gobierno de haberles dejado en la "cuneta de la desesperación". Culpó también al Ejecutivo de dejar en la "cuneta del fracaso escolar" a "miles de estudiantes" condenados "al peor futuro". Dicho esto, la dirigente popular reprochó al Ejecutivo que no asuma sus responsabilidades ni lidere a la sociedad para salir de la crisis, que no diga "la verdad aunque duela" ni tome "decisiones aunque sean difíciles" y se dedique en su lugar a "hacer oposición al futuro gobierno". "MUCHO RUIDO Y POCAS NUECES" Sin embargo, la vicepresidenta le reprochó que mantenga "la misma actitud de siempre, mucho ruido y pocas nueces" e insistió en que el Gobierno trabaja "para garantizar la calidad de los servicios públicos", "ampliar la protección social de las personas que más lo necesitan" y reactivar la economía. Además, censuró que mientras empresarios, trabajadores y entidades financieras están colaborando con el Gobierno, el PP no rema en la misma dirección. "Le invito a que hagan propuestas útiles y eficaces, que mejoren el empleo, y a que no estén todo el día en esa crítica destructiva que no va a mejorar la situación". "Vamos a salir adelante con ustedes y sin ustedes y lamento tener que decirle que vamos a salir adelante a pesar de ustedes", remachó De la Vega. En la misma línea, contraatacó afirmando que en la misma semana en que el Gobierno aprobaba 400 millones de euros más para la ley de dependencia la Comunidad de Madrid estaba retirando su ayuda de 100 euros por nacimiento. "Nosotros damos ayudas a los ciudadanos en tiempos de crisis y ustedes meten el tijeretazo", añadió. De la Vega recalcó que cuando el PSOE llegó al Gobierno había "muy poquito" en materia de servicios públicos, pero Sáenz de Santamaría repuso que lo que había entonces era "muy poquito paro".