El estado de calamidad pública en Guatemala se aplicará "sólo de ser necesario"

  • Guatemala, 7 may (EFE).- El Gobierno de Guatemala anunció hoy que el estado de calamidad pública decretado este miércoles para hacer frente a la gripe A, se aplicará "sólo de ser necesario" y en caso de que se expanda el virus AH1N1.

El estado de calamidad pública en Guatemala se aplicará "sólo de ser necesario"

El estado de calamidad pública en Guatemala se aplicará "sólo de ser necesario"

Guatemala, 7 may (EFE).- El Gobierno de Guatemala anunció hoy que el estado de calamidad pública decretado este miércoles para hacer frente a la gripe A, se aplicará "sólo de ser necesario" y en caso de que se expanda el virus AH1N1.

El vicepresidente de la República, Rafael Espada, dijo en una rueda de prensa que la medida, que permite al Gobierno restringir algunas garantías constitucionales, tiene como objetivo "reforzar la capacidad de respuesta del Estado", ante el peligro de una epidemia.

Por el momento, precisó Espada, no se ha contemplado la suspensión de ninguna de las garantías constitucionales detalladas en el decreto gubernativo que declara el estado de calamidad pública, pero "se hará cuando se considere conveniente".

Guatemala sólo ha reportado un caso positivo de gripe A, el de una niña de once años de edad recientemente llegada de México, la que según las autoridades sanitarias se encuentra estable y completamente fuera de peligro.

El sistema hospitalario del país ha reportado en la última semana 388 casos de pacientes con síntomas de influenza, pero sólo menos de 20 han sido declarados como sospechosos de portar el virus de la gripe A.

La declaración del estado de calamidad pública, aprobada el miércoles por Espada y su consejo de ministros, deja en suspenso los artículos 5 y 26 de la Constitución guatemalteca, que se refieren a los derechos a la libertad de acción y de locomoción, respectivamente.

Según el vicepresidente, "por el momento" esta medida no será tomada "al píe de la letra", ya que no se ha considerado necesario suspender ningún tipo de actividad pública, deportiva, religiosa, social o cultural.

Sin embargo, aclaró, que en caso de que surja un brote de gripe A, "se aplicará la herramienta (legal) para aplicar las suspensiones que sean necesarias".

La medida, que tendrá un plazo inicial de 30 días, y que también permite al Gobierno adquirir medicamentos sin cotización ni licitación previa, deberá ser ratificada por el Parlamento en los próximos días.

El estado de calamidad pública, según la legislación guatemalteca, puede ser declarado por el Poder Ejecutivo en los casos en que se encuentre en peligro la seguridad de los ciudadanos como consecuencia de desastres naturales, epidemias o guerras.

Espada pidió "calma" a la población, insistió en que la medida legal es de carácter preventivo, que los controles sanitarios aplicados por las autoridades han sido efectivos, y que de momento no hay más casos sospechosos.

Guatemala, que junto a El Salvador y Costa Rica son los tres países centroamericanos en registrar casos de gripe A, mantiene una "alerta naranja" para prevenir la expansión de este virus.

En México, el país más afectado por la gripe A, y vecino de Guatemala por el norte, se han registrado 44 muertos y 1.204 personas infectadas.