El Gobierno destina a Cataluña 225 millones de su paquete de ayudas al motor

  • Barcelona, 21 mar (EFE).- El Gobierno, a través del Ministerio de Industria, ha destinado a Cataluña 225 millones de euros de su paquete de ayudas a la industria del motor, han avanzado a Efe fuentes del sector.

El Gobierno destina a Cataluña 225 millones de su paquete de ayudas al motor

El Gobierno destina a Cataluña 225 millones de su paquete de ayudas al motor

Barcelona, 21 mar (EFE).- El Gobierno, a través del Ministerio de Industria, ha destinado a Cataluña 225 millones de euros de su paquete de ayudas a la industria del motor, han avanzado a Efe fuentes del sector.

Las ayudas tendrán que repartirse entre la industria ensambladora de vehículos -Seat y Nissan- y los proveedores y concesionarios, un amplio tejido de grandes empresas y pymes dedicadas a la fabricación de componentes y a la distribución y comercialización de vehículos.

Fuentes de la conselleria de Innovación, Universidades y Empresa han declinado hacer cualquier comentario sobre unas ayudas que no dependen de la administración catalana.

Cataluña copa más del 30% de la industria de fabricación de vehículos de motor en España y ha recibido 28% del paquete de ayudas previstas por parte del Gobierno

La Generalitat de Cataluña, precisamente, ha aprobado este mes de marzo once medidas de carácter inmediato para apoyar al sector de la automoción, por un importe global de 465,8 millones de euros y que ahora se complementarán con los 225 millones del Gobierno central.

Sin embargo, las fuentes del sector consultadas consideran que este volumen de ayudas es totalmente insuficiente para hacer frente a la fuerte caída de la venta de vehículos y el duro ajuste que ha de hacer la industria, y destacan que no es lógico que los fondos que a este tema destina la Generalitat dupliquen a los que otorga el Gobierno.

Precisamente para hacer frente a la drástica bajada de las ventas, más de un 27% en lo que llevamos de año para el conjunto del sector, la Generalitat ha habilitado 62 millones para financiación de vehículos en 'stock' de larga duración -más de seis meses- producidos en Cataluña y dirigidos al mercado interior.

De hecho, las ayudas públicas son una constante en la gestión de la crisis del sector y, así, a Volkswagen se le han ofrecido unos 300 millones de subvenciones de las diferentes administraciones para que Seat fabrique el Audi Q3 en su planta de Martorell (Barcelona), con lo que prácticamente la inversión inicial del proyecto se financia con fondos del Estado.

En el caso de las ayudas, por valor de 465 millones, de la Generalitat, el 72% de esos recursos se destinarán a la industria auxiliar y a los fabricantes de componentes, mientras que un 13% son ayudas para los concesionarios y un 12%, para los fabricantes afincados en Cataluña, en especial para las firmas Seat y Nissan, al ser las mayoritarias dentro del sector.

Para los fabricantes, la Generalitat destina 57,3 millones de euros en líneas de crédito a la innovación -complementarias al Plan Integral de Automoción impulsado por el Gobierno- en el desarrollo de nuevos modelos.

Del total de 465,8 millones aportados por la administración catalana, 264,3 millones corresponden a avales, 175,4 son préstamos y los 26,2 millones restantes son ayudas.

En cuanto al ámbito de actuación, 319,5 millones de la Generalitat corresponden al ámbito de la financiación y los 146,4 millones restantes, al ámbito de la competitividad.

En el sector, sin embargo, se piden más medidas además de las ayudas directas, por ejemplo, un plan como el Prever, que suponga descuentos directos a los compradores, tal y como se ha hecho en Francia.