El Gobierno emite directrices para combatir la contratación de indocumentados

  • Washington, 30 abr (EFE).- El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de Estados Unidos emitió hoy una serie de directrices para los agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), dirigidas contra empresas que contraten a inmigrantes indocumentados.

El Gobierno emite directrices para combatir la contratación de indocumentados

El Gobierno emite directrices para combatir la contratación de indocumentados

Washington, 30 abr (EFE).- El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de Estados Unidos emitió hoy una serie de directrices para los agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), dirigidas contra empresas que contraten a inmigrantes indocumentados.

El objetivo de las directrices emitidas por la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, es desalentar, mediante multas y cargos criminales, el "cultivo" de sitios laborales donde se emplea a inmigrantes indocumentados, explicó el DHS.

"Estas directrices reflejan un enfoque dentro de todo el Departamento que, mediante el procesamiento criminal, se centran en empleadores explotadores que cultivan sitios de trabajo ilegales al violar las leyes del país y contratar a sabiendas a trabajadores ilegales", dijo a Efe Matt Chandler, portavoz del DHS.

"Al mismo tiempo, ICE continuará arrestando y poniendo en proceso de deportación a cualquier trabajador ilegal que encuentre" en estas redadas en sitios de trabajo, agregó Chandler.

Chandler explicó que la búsqueda de empleos en EEUU "sigue siendo una de las principales causas de la inmigración ilegal".

Con estas directrices, se pretende enviar también un "mensaje claro" de ayuda "a los millones de negocios que siguen las reglas pero que se encuentran compitiendo contra otros que recurren al mercado de mano de obra ilegal", enfatizó Chandler.

El DHS se encuentra inmerso en una extensa revisión de su política de detención, trato y deportación de los extranjeros clandestinos.

Las directrices emitidas hoy varían muy poco de la política que mantuvo el Gobierno anterior, que llevó a cabo numerosas redadas en sitios laborales y que provocaron la ira de líderes de la comunidad inmigrante.

El Gobierno del presidente Barack Obama ha insistido en numerosas ocasiones que su política se guiará por principios humanitarios, aunque también buscará castigar a las empresas que a sabiendas contratan a inmigrantes "sin papeles".

Durante una rueda de prensa en horas de máxima audiencia, Obama dijo la noche del miércoles que continúa comprometido con la reforma migratoria y que su objetivo será impulsar al menos el debate este mismo año. EFE