El nuevo gobierno palestino toma posesión en medio del rechazo de Hamás

  • Ramala (Cisjordania), 19 may (EFE).- El nuevo gobierno de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), encabezado por Salam Fayad, tomó posesión hoy en Cisjordania con el rechazo de los islamistas de Hamás, que controlan Gaza y no reconocen su legitimidad.

Ramala (Cisjordania), 19 may (EFE).- El nuevo gobierno de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), encabezado por Salam Fayad, tomó posesión hoy en Cisjordania con el rechazo de los islamistas de Hamás, que controlan Gaza y no reconocen su legitimidad.

Fayad, un economista independiente -aunque procede de Al-Fatah- y con reputación internacional por su labor en el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, ocupaba la jefatura del gobierno de forma interina desde 2007.

El nuevo gobierno, integrado por 24 ministros, es uno de los más extensos de los últimos años y está formado por miembros de Al-Fatah -aunque a título individual, no como militantes de ese movimiento-, del Frente Democrático para la Liberación de Palestina (FDLP), del Frente Popular de Lucha (FPL), e independientes.

Diez carteras son ocupadas por militantes del movimiento nacionalista secular Al-Fatah, que lidera Abás, entre ellas la del Interior pese al rechazo del grupo de sumarse al gobierno.

Al-Fatah decidió boicotear el nuevo ejecutivo en protesta por la actitud de Fayad de no contar con su bloque parlamentario para preparar la formación del ejecutivo, según manifestó el destacado dirigente del movimiento Azam el-Ahmad.

La no inclusión de Al-Fatah como grupo político en el gobierno no ha impedido, sin embargo, que miembros del movimiento formen parte del gabinete "a título individual".

"Los miembros de Al-Fatah se sumaron al gobierno de motu propio", dijo el-Ahmad, jefe del bloque parlamentario de Al-Fatah.

Ningún miembro de Hamás, primera fuerza política en el Parlamento palestino, integra el nuevo ejecutivo salido de Ramala, que será igualmente responsable de pagar los salarios a los funcionarios de la ANP tanto en Cisjordania como en Gaza, territorio controlado por el grupo islamista.

Hamás, que gobierna de facto en la franja palestina, ya ha expresado su rechazo al gobierno y lo califica de una bofetada al proceso de reconciliación nacional que mantienen las diferentes facciones en El Cairo.

"La decisión de Abás de formar un nuevo gobierno en Cisjordania en estas circunstancias y mientras se produce el diálogo nacional, refuerza el caos constitucional y legal", afirmó Fauzi Barhum, portavoz de Hamás en la franja de Gaza.

Y añadió que para Hamás, este ejecutivo "seguirá siendo ilegal e ilegítimo. No lo reconoceremos ni trataremos con él".

El Frente Popular para la Liberación de Palestina (FPLP) y el Partido del Pueblo son las únicas facciones que integran la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) que no se adhirieron al nuevo gobierno debido a que consideran que tiene una "legalidad controvertida".

En junio de 2007 el movimiento Hamás se hizo con el control de la franja de Gaza tras enfrentarse por las armas a los seguidores de Al-Fatah, leales al presidente palestino.

Entonces, Abás cesó al gobierno de unidad nacional en el que participaban miembros de Al-Fatah, Hamás e independientes, y constituyó un ejecutivo transitorio liderado por Fayad, reconocido por la comunidad internacional y que ha gobernado en Cisjordania.

Fayad, que hoy ha expandido su gobierno, renunció a su cargo el pasado mes de marzo a fin de allanar el terreno a la reconciliación palestina, aunque permaneció al frente del Gobierno de la ANP a petición del propio Abás.

La remodelación del gobierno se produce después del fracaso del diálogo entre Hamás y Al-Fatah para lograr un acuerdo sobre la constitución de un gobierno de unidad nacional.

Las últimas conversaciones para la reconciliación palestina fracasaron el lunes en la capital egipcia, lo que agrava la situación de división política con Hamás gobernando en la franja de Gaza y el ejecutivo moderado de Fayad en Cisjordania.

Las partes se limitaron a acordar la reanudación del diálogo nacional el próximo mes.

Entretanto, Abás decidió anunciar la ampliación del Gobierno de Fayad con el objetivo de que permanezca de forma transitoria hasta que las partes alcancen un acuerdo.