Esperanza Aguirre ve "muy peligroso" las ayudas directas para la compra de automóviles

  • Madrid, 12 may (EFE).- La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha calificado de "muy peligroso" la concesión de ayudas directas para financiar la compra de un automóvil y ha criticado que el Gobierno no "haya consultado antes" esta propuesta a las comunidades autónomas.

Madrid, 12 may (EFE).- La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha calificado de "muy peligroso" la concesión de ayudas directas para financiar la compra de un automóvil y ha criticado que el Gobierno no "haya consultado antes" esta propuesta a las comunidades autónomas.

"Es muy peligroso empezar a abrir la mano con ayudas directas" a sectores que están en crisis, ha dicho Aguirre, quien ha advertido al Ejecutivo de que el Gobierno madrileño sigue apostando por una desgravación fiscal del impuesto de matriculación, que es "inmenso".

Así se ha expresado tras la intervención del presidente del PP, Mariano Rajoy, durante el debate sobre el estado de la nación a la que ha calificado de "fantástica" y llena de "propuestas positivas para salir de la enorme crisis".

Según la presidenta de la Comunidad de Madrid son "muchísimos" los sectores en crisis, y de la misma manera podrían concederse ayudas a los fabricantes de muebles o a los vendedores de electrodomésticos.

Asimismo, ha criticado que las comunidades tengan que pagar 500 euros para financiar la compra de un vehículo nuevo "porque lo dice el señor Zapatero" sin haberles consultado antes, y sin haber reconocido que, en el caso de Madrid, ya hay 1,3 millones de ciudadanos de más a los que también hay que sufragar la educación, el transporte, la vivienda o los servicios sociales.

Preguntada si Madrid va a cumplir la medida de impulso al sector del automóvil, Aguirre ha insistido en su propuesta sobre la desgravación fiscal ya que ha explicado que el impuesto de matriculación es un gravamen que lo ingresan íntegramente las comunidades.

Aguirre ha subrayado, además, la necesidad de reformar el marco del mercado laboral, que el Gobierno -ha dicho- "se emperra en mantener" y que es "obsoleto y franquista".

Por otra parte, Aguirre, quien se ha sentado en la tribuna de invitados con la esposa del presidente del Gobierno, Sonsoles Espinosa, para seguir el debate sobre política general, ha explicado a los periodistas que ambas han estado comentando lo mal que se escuchaban las intervenciones en la tribuna y ha negado que hayan polemizado sobre los discursos.

Además, ha quitado importancia a lo que ha dicho el líder de su partido, Mariano Rajoy, en su primera intervención cuando, en referencia al plan anticrisis del PP, se ha dirigido a los diputados socialistas y ha afirmado: "pero si ustedes no saben leer, cómo se van a enterar de ello".

"Ha sido una morcilla que ha metido", ha precisado Esperanza Aguirre, porque no estaba en el discurso, ha asegurado a los periodistas, y "no creo que haya que sacarlo de contexto".