Los padres de Shalit acampan ante la casa de Olmert hasta la liberación del soldado

  • Jerusalén, 8 mar (EFE).- Los padres de Guilad Shalit, el soldado israelí capturado en junio de 2006 por tres milicias palestinas, acamparon hoy frente a la residencia del primer ministro, Ehud Olmert, para forzar al Gobierno a que pacte la liberación de su hijo.

Los padres de Shalit acampan ante la casa de Olmert hasta la liberación del soldado

Los padres de Shalit acampan ante la casa de Olmert hasta la liberación del soldado

Jerusalén, 8 mar (EFE).- Los padres de Guilad Shalit, el soldado israelí capturado en junio de 2006 por tres milicias palestinas, acamparon hoy frente a la residencia del primer ministro, Ehud Olmert, para forzar al Gobierno a que pacte la liberación de su hijo.

"Permaneceremos en la tienda de campaña (de protesta) hasta que acabe el mandato de Olmert o hasta que Guilad vuelva", dijo Noam Shalit, el padre del joven cabo franco-israelí, a la radio militar israelí.

Noam Shalit no ve "razonable" que el "Estado de Israel, con todos los medios a su alcance" no haya podido "en casi mil días (...) traer de vuelta de Gaza a un soldado cautivo".

Hamás exige la excarcelación de cientos de presos palestinos a cambio del soldado.

Su brazo armado, las Brigadas de Ezedín Al-Kasam, fue uno de los tres grupos que capturó a Shalit en una base militar israelí tras cavar un túnel subterráneo desde Gaza, lo que desencadenó la operación de represalia "Lluvia de verano", en la que murieron más de 250 palestinos.

Hace unas semanas, el acuerdo entre Hamás e Israel, con mediación egipcia, parecía inminente y que pendía tan sólo de unos cuantos nombres de palestinos implicados en la muerte de israelíes.

"Tras la guerra en Gaza (de diciembre y enero pasados) muchos ministros de peso dijeron que la campaña y sus logros nos habían acercado a la liberación de Shalit, pero lamentablemente no ha sido así", recordó hoy Noam.

En la esquina opuesta a los Shalit, familiares de víctimas de atentados terroristas palestinos han instalado otra tienda de campaña para pedir a Olmert que mantenga entre rejas a los implicados en ataques mortales a israelíes.

"Los líderes tienen que centrarse en lo racional en vez de ceder al chantaje. Estos terroristas seguirán matando. Pido a los ministros que marquen aquí la línea y no permitan que un Estado soberano se doblegue ante una organización terrorista", indicó uno de los manifestantes, Yossi Tzur, quien perdió un hijo en un atentado en Haifa (norte de Israel) en 2003.