Rafael Correa critica a la SIP y dice que la prensa de Paraguay "es peor" que la ecuatoriana

  • Quito, 28 mar (EFE).- El presidente de Ecuador, Rafael Correa, criticó a la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y aseguró que, según su criterio, la prensa de Paraguay "es peor" que la de su país.

Quito, 28 mar (EFE).- El presidente de Ecuador, Rafael Correa, criticó a la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y aseguró que, según su criterio, la prensa de Paraguay "es peor" que la de su país.

Correa, en su informe semanal de los sábados, recordó que el pasado lunes viajó a Paraguay en visita de Estado, para reunirse con su colega y amigo Fernando Lugo, pocos días después de que la SIP concluyera su Asamblea anual en Asunción.

En esa cita, la Sociedad criticó al Gobierno ecuatoriano y lo acusó de hostigar a la prensa con insultos y amenazas.

"¿Qué rayos es la SIP?", se preguntó Correa y respondió que a esa asociación pertenecen "los dueños de los periódicos de América, ni siquiera son los periodistas, son los empresarios, los dueños de los billetes".

Además, desdeñó los comentarios de esa organización: "¿Quién le ha dado categoría moral, solvencia moral para decirnos qué tenemos que hacer?".

Correa indicó que en Asunción también descubrió que la prensa paraguaya respondía a los intereses de los grupos de poder, como acusa a varios de su país.

"Descubrí una cosa: La prensa de Paraguay es peor que la ecuatoriana, todos esos periódicos son más de derecha que los de aquí, son más políticos, electorales, partidistas que aquí, entonces teníamos una oposición tenaz de la prensa", añadió.

La SIP, en su última Asamblea, "nos condenó por hostigar a la prensa (...) ¿Yo quisiera saber dónde podemos nosotros condenar a la prensa por hostigarnos tanto?", se preguntó el mandatario.

En Ecuador "se respeta estrictamente la libertad de expresión, pero de todos", incluida la del presidente de la República, añadió Correa, quien ha mantenido un fuerte pulso con varios medios de comunicación de su país.

Los dueños de los medios "están acostumbrados a ser el poder más intocable, más impune y más grande de este país y, tal vez, de toda América Latina, también de Paraguay", señaló Correa.

El jefe del Estado aseguró que acepta a una prensa "adversa y crítica, pero otra cosa es que haya una prensa de mala fe, corrupta y mediocre, eso sí es nefasto".

Correa dijo que, pese al pronunciamiento de la SIP, insistirá en sus crítica a los sectores de la prensa que considera "corruptos", y remarcó que cuando abandone el poder, volverá a su casa "con cierta satisfacción de haberle dicho a esta prensa lo que tenía que decirle".

Los medios "están acostumbrados solo a que les teman y les lancen flores", apuntó el mandatario, quien insistió en que algunos medios paraguayos "son terribles, como este diario ABC, de derecha pura".