Sería bueno que Gobierno y PSOE fijaran una postura común sobre Cataluña