Un centenar de diputados se niega a respaldar el informe que autoriza actividades privadas a Michavila, Acebes y otros

El dictamen aprobado permitirá que una veintena de parlamentarios obtengan desarrollen actividades privadas ajenas a la Cámara MADRID, 26 (EUROPA PRESS) Un centenar de diputados se negó hoy a avalar el dictamen de la Comisión del Estatuto del Diputado que autoriza a una veintena de parlamentarios a compatibilizar su escaño con actividades profesionales privadas ajenas a la Cámara, entre ellos los ex ministros José María Michavila y Angel Acebes, el ex presidente de Endesa e Ibercaja, Manuel Pizarro, y el ex director general de RTVE Fernando López Amor, los cuatro del PP. Según informaron a Europa Press en fuentes parlamentarias, el dictamen, que, como la votación, tiene carácter secreto, fue aprobado con 246 votos, pero 43 diputados votaron en contra y otros 47 se abstuvieron. En las votaciones que se produjeron justo antes, habían participado hasta 346 parlamentarios, lo que indica que otra decena decidió no votar el informe. Habida cuenta de que, como el dictamen, su votación tiene carácter secreto, es imposible determinar el voto de cada diputado. En principio sólo habían anunciado públicamente que no lo ratificarían el diputado de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, quien se inclinaba por el no y al que suelen seguir en estos casos sus compañeros de grupo ICV y ERC. Sin embargo, la votación ha puesto de manifiesto que, como algunos reconocen en privado, muchos diputados consideran que algunas de las compatibilidades concedidas hoy por la Cámara, aunque legales, son éticamente reprobables. De hecho, PSOE e IU han anunciado iniciativas para poder retocar la legislación vigente sobre incompatibilidades y para que se permita a la Comisión del Estatuto del Diputado investigar los casos en los que haya indicios de un uso abusivo de la compatibilidad. VIA LIBRE A 320 DECLARACIONES DE ACTIVIDADES El dictamen, aprobado en primera instancia la semana pasada por la Comisión del Estatuto del Diputado en su segunda reunión de esta legislatura, da el visto bueno a las declaraciones de actividades de unos 320 diputados. La Ley Electoral y el Reglamento del Congreso establecen que los diputados ejercerán sus cargos en régimen de dedicación exclusiva, por lo que no podrán desempeñar ninguna actividad pública o privada ni percibir retribución alguna con cargo a los presupuestos públicos. Ahora bien, junto a este criterio general, la normativa recoge una serie de excepciones que tienen que ver con el ámbito universitario, en el que se les permite realizar actividades docentes y de investigación; con la gestión del propio patrimonio o del patrimonio familiar; con la producción literaria, artística o científica, y con aquellas actividades o ejercicio de cargos en órganos de administración de entidades con participación pública cuando su elección corresponda hacerla a las Cámaras. Entre los que han conseguido el aval de la Cámara baja figura otra veintena de diputados que forman parte de empresas privadas y cuya compatibilidad se considera legal, como es el caso de Michavila, Acebes, Pizarro y López Amor. SIN ACUERDO PARA PEDIR MÁS INFORMACION En la última reunión de la Comisión del Estatuto del Diputado, el informe fue aprobado sin votos en contra aunque el PSOE intentó que se pidiera más información tanto a Angel Acebes como a José María Michavila, iniciativa que fue respaldada por ERC-IU-ICV pero que no obtuvo el consenso necesario. El PSOE se basaba en las noticias aparecidas en los últimos que vinculan al bufete para el que trabaja el ex ministro y diputado del PP José María Michavila con el dimitido alcalde de Boadilla del Monte (Madrid), Arturo González Panero, que ha dejado su cargo por su implicación en la 'operación Gürtel' sobre la presunta trama de corrupción que salpica al PP. Desde el PP se argumentó que, siendo legales esas actividades privadas de sus diputados, no hay razón para pedir información complementaria precisamente a ellos y no a otros. Así las cosas, se decidió ratificar el dictamen favorable de Michavila y autorizar también la compatibilidad a Angel Acebes, nombrado en diciembre pasado consejero de Cibeles, compañía del grupo Caja Madrid. Asimismo, hoy ha recibido la compatibilidad Manuel Pizarro, que ocupa varios cargos honoríficos por los que cobraría dietas, según algunas informaciones. Ayer, Michavila y Pizarro defendieron sus actividades privadas al margen de su escaño en el Congreso porque, según el primero, "es bueno saber lo que pasa en la calle" y, de acuerdo con el segundo, "la gente, cuanto más trabaje, mejor". Pizarro se mostró incluso conforme con que se hagan públicos los datos sobre sus actividades privadas extraparlamentaria. "Me parece estupendo", contestó preguntado sobre esta cuestión. Sin embargo, Angel Acebes rehusó hablar de su caso. El informe avalado por el Pleno también da vía libre a López Amor, ex director general de RTVE y que, según se ha publicado, es consejero de una sociedad que gestiona derechos para la emisión de partidos de fútbol con televisiones públicas.