Zapatero quiere reunir a presidentes autonómicos con sindicatos y empresarios para combatir la crisis económica

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció hoy que invitará a sindicatos y empresarios a la próxima conferencia de presidentes autonómicos en la que espera llegar a acuerdos para combatir la crisis económica, pese a que, según afirmó, "lo peor" ya ha pasado y es "probable" que la "evolución del empleo sea menos negativa".

En una entrevista a 'Público' recogida por Europa Press, el jefe del Ejecutivo se refirió al descenso del PIB en los primeros tres meses de este año, que asciende al 3 por ciento y afirmó que este trimestre ha sido "seguramente el peor". "Aunque nos queda un recorrido difícil, será menos duro", aseguró.

"Es probable que la evolución del empleo sea menos negativa y deberíamos trabajar con el acuerdo que deseo alcanzar entre sindicatos y empresarios, más la ley de economía sostenible, más la conferencia de presidentes autonómicos, en la que invitaré a sindicatos y empresarios como una novedad importante", explicó.

Todo ello en el marco de un cambio de modelo económico, que arrancará en 2010, basado en tres "pilares fundamentales": "la inyección de financiación a los sectores productivos con más futuro, la aceleración de la reforma de la formación profesional y de la formación para el empleo, y la cooperación de todas las administraciones en la lucha contra la crisis".

Asimismo, afirmó que el Gobierno congelará los salarios de los altos cargos, aunque descartó nuevas bajadas de impuestos además de la anunciada del Impuesto de Sociedades, considerando que "ya se ha hecho un gran esfuerzo" en este sentido. Así, indicó que la presión fiscal se ha reducido "tres puntos" en el último año.

En materia financiera, Zapatero reconoció tras poner de relieve el "seguimiento" del sector por parte del Banco de España que "debemos estar preparados por si alguna entidad, fundamentalmente cajas de carácter mediano y pequeño, puede necesitar ayuda". Al respecto, aseguró que "el Gobierno tiene un plan" y lo está negociando con los grupos parlamentarios.

También se refirió al Debate sobre el Estado de la Nación, matizando que las resoluciones aprobadas en el Congreso "son declaraciones políticas" y no leyes, y destacando que algunas de ellas ya se están aplicando, como el recorte del gasto y la ayuda al automóvil. "De las 11, ya hemos ejecutado dos y vamos a cumplir todas", afirmó.

Por último, hizo referencia a la última remodelación del Gobierno. "Hemos dejado de jugar a la defensiva, con un gran defensa, con el mejor defensa que seguramente ha tenido la economía española que es Pedro Solbes. Ahora el Gobierno ha pasado a jugar al ataque contra la crisis. Ese es el cambio", subrayó.