Afganistán.- PP ve "vergonzante" que Chacón condecore a cinco "héroes de Afganistán" de "manera clandestina"

Transmite su "enhorabuena" a los cinco militares, "un modelo" para las tropas en el exterior MADRID, 1 (EUROPA PRESS) La portavoz del Grupo Popular en la Comisión de Defensa del Congreso, Beatriz Rodríguez-Salmones, aseguró hoy, en declaraciones a Europa Press, que su partido ve "vergonzante" que la ministra de Defensa, Carme Chacón, condecore con la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo a cinco militares por una acción de combate en Afganistán y sólo informe de la decisión cinco días después de su publicación en el Boletín Oficial del Ministerio de Defensa (BOD), que recibe la mayoría de los militares. La diputada 'popular' manifestó la "enhorabuena" del PP a los cinco "héroes de Afganistán", que merecen la "máxima consideración" de su partido y recalcó que representan "un modelo" para las tropas españolas desplegadas en misiones de mantenimiento de la paz en el exterior. "Son un modelo y un estímulo para todos los soldados que tenemos en el exterior. Por eso, no entendemos que ((la concesión de la medalla)) se haya hecho, a pesar de que haya sido publicada en los órganos correspondientes, de una manera clandestina", indicó. La portavoz del PP en Defensa se preguntó "para cuándo" está reservado "el máximo reconocimiento", "si no es para el reconocimiento" de los "héroes" e incidió en que la concesión de este tipo de condecoración, la máxima que se puede otorgar en tiempo de paz por una acción de combate, "requiere una solemnidad en la proclamación de las medallas". "Ha tenido un cierto carácter vergonzante y creo que, apreciando y aprobando que se le concedan las medallas y lamentando el expediente tan largo que quizá se me escapa si es necesario, yo pienso que no porque creo que se trata de una cuestión que ha querido ser aplazada, pedimos que, en adelante, nunca se haga sin la máxima solemnidad en su anuncio y en su imposición", subrayó. Por último, recalcó que el "anuncio" del Ministerio de Defensa, que hizo pública ayer las condecoraciones a última hora de la tarde con un comunicado, "tiene una connotación extraña y vergonzante" que el PP no puede "aprobar" Consultada sobre si su partido tiene previsto alguna iniciativa para solicitar un acto de homenaje a estos cinco militares, Rodríguez-Salmones explicó que su grupo preguntará en el Parlamento si se puede hacer un acto público de "imposición" de las medallas y remarcó que, "en cualquier caso", los 'populares' estarán "en los actos que organice el Ministerio de Defensa". Chacón firmó el pasado 9 de marzo la orden por la que concede a cinco militares del Ejército de Tierra la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, la máxima condecoración castrense que puede otorgarse en tiempos de paz en reconocimiento a una acción de combate y que nunca había ratificado un Gobierno español desde que distinguió a los militares que en 2004 lucharon y sobrevivieron a los ataques de la insurgencia durante la misión española en Irak y su repliegue y a los efectivos que el 11 de julio de 2002 participaron en la operación para desalojar a los militares marroquíes del islote de Perejil. La orden consta en una resolución del Ministerio publicada el jueves 26 de marzo en el Boletín Oficial de Defensa (BOD) y recogida por Europa Press. Los cinco militares del Ejército de Tierra condecorados por el actual Gobierno por sus méritos profesionales durante una acción de combate son el comandante José Ignacio Valverde Moreno, los capitanes Ignacio García del Castillo y Javier Gonzaga Ríos Blanco y los sargentos primeros Octavio Boo Viz e Israel Rodríguez Miranda. UN BOINA VERDE, UN LEGIONARIO Y TRES MILITARES DEL MANDO DE CANARIAS Fuentes militares consultadas por Europa Press aseguraron que el comandante Valverde Moreno es un oficial procedente del Mando de Operaciones del Ejército de Tierra (MOE), la unidad de élite con sede en Alicante y cuyos 'boinas verdes' fueron los primeros en pisar el islote de Perejil para desalojar sin un solo disparo a los militares marroquíes que lo ocupaban y colocar la bandera española en el rocoso emplazamiento. El capitán Gonzaga Ríos pertenece a la Brigada de la Legión (BRILEG), otra de las unidades de Tierra con mayor experiencia y éxito acumulado en todas las operaciones de mantenimiento de la paz protagonizadas por las Fuerzas Armadas en el Exterior. Esta unidad fue la primera que se desplegó en los Balcanes para proteger a personal civil durante la guerra de Bosnia Herzegovina. El capitán García del Castillo y los sargentos primeros Octavio Boo e Israel Rodríguez Miranda pertenecen a la Jefatura de Tropas del Mando de Canarias, concretamente a su Regimiento con sede en Tenerife y a una de sus agrupaciones de apoyo logístico. Los cinco militares españoles estuvieron desplegados desde noviembre de 2007 en Afganistán como componente de la XVIII Agrupación Táctica española (ASPFOR XVIII), liderada por el Mando de Canarias con el coronel Honorio López Davadillo. Otras fuentes militares consultadas por Europa Press apuntaron que los cinco militares formaron parte de la compañía española de la Fuerza de Reacción Rápida (QRF) de la Base de Apoyo Avanzado (FSB) de Herat. El hecho de que los cinco militares protagonizaran la acción de combate en el despliegue liderado por la Jefatura de Tropas de Canarias implica que los hechos se produjeron entre noviembre de 2007 y marzo de 2008, cuando el ministro de Defensa era el actual portavoz socialista en el Congreso, José Antonio Alonso. En ese periodo, Defensa informó de tres hechos protagonizados por la Fuerza de Reacción Rápida española (QRF, por sus siglas en inglés) de la Base de Herat. En primer lugar, el 28 de noviembre uno de los portavoces oficiales de Defensa indicó que las Fuerzas Armadas españolas habían apoyado al Ejército Nacional Afgano (ANA) para repeler un ataque insurgente con fuego de mortero y armas ligeras contra una comisaría del Distrito de Gullistán, en la provincia de Farah. El 3 de diciembre, el Departamento dirigido por José Antonio Alonso informó de que, el 30 de noviembre, las tropas españolas defendieron a una unidad del Ejército afgano cuando fue atacada por la insurgencia a su paso por el mismo distrito, Gullistán, en la misma provincia. Los militares pertenecían a la misma compañía española de la QRF de la base de Herat. EL VALOR "RECONOCIDO" Fuentes militares consultadas por Europa Press explicaron que los cinco militares del contingente del Mando de Canarias distinguidos por el Gobierno tras una largo y complejo proceso administrativo son reconocidos por las acciones "muy meritorias" que realizaron en el país asiáticos. Aseguraron además que el hecho de que se les entregue la Cruz al Mérito Militar con distintito rojo les sitúa como militares con el "valor reconocido", según reza el propio Reglamento de Recompensas. Este apartado reglamentario señala textualmente que "las Cruces del Mérito Militar, del Mérito Naval y del Mérito Aeronáutico, con distintivo rojo, se concederán a aquellas personas que, con valor, hayan realizado acciones, hechos o servicios eficaces en el transcurso de un conflicto armado o de operaciones militares que impliquen o puedan implicar el uso de fuerza armada, y que conlleven unas dotes militares o de mando significativas". Las mismas fuentes recuerdan que a todo militar, desde el comienzo de su vida castrense, el valor "se le supone". Tras la concesión de esta medalla, "el valor" de estos cinco suboficiales y oficiales está "reconocido" de facto por el Gobierno y por las Fuerzas Armadas españolas. La Cruz al Mérito Militar es la máxima condecoración castrense que puede imponerse en tiempos de paz por una acción de combate. Las medallas de mayor valor, como la Laureada de San Fernando, la Cruz de Guerra o las Medallas del Ejército, la Naval y la Aeronáutica distinguen acciones en tiempos de guerra declarada oficialmente.