Chacón despide al segundo relevo de la operación Atalanta, cuyo mando tomará España el próximo 6 de abril

ROTA (CÁDIZ), 23 (EUROPA PRESS) La ministra de Defensa, Carme Chacón, despidió hoy en la Base Naval de Rota (Cádiz) a la fragata 'Numancia' y al petrolero de la Flota 'Marqués de la Ensenada' con los 323 militares que componen la segunda rotación española en el marco de la operación Atalanta de la Unión Europea (UE) contra la piratería en aguas somalíes, y cuyo mando tomará España el próximo 6 de abril. En una alocución realizada a bordo de la fragata 'Numancia', la ministra destacó que la participación de España en esta operación es "la mejor prueba de nuestro compromiso con la libertad en los mares" porque "siempre hemos sido conscientes" de la "grave amenaza" que supone la piratería, que afecta "al comercio, a la seguridad mundial y al desarrollo de una de las regiones más pobres de la Tierra, que es el continente africano". Estos militares inician hoy un camino de "más de 3.300 millas" para hacer relevo a la primera rotación española, compuesta por los 210 militares que partieron a la zona a finales de enero a bordo de la fragata 'Victoria', y que "ya han realizado un excelente trabajo" proporcionando escolta a buques mercantes, pesqueros y del Programa Mundial de Alimentos, impidiendo "en más de una ocasión" abordajes de los piratas. Chacón destacó el "impulso decidido" de España a esta misión que trata de "sentar las bases para una navegación libre en una zona clave para el tráfico marítimo de todo el mundo". Así, destacó la "preparación" del nuevo contingente, que asumirá una misión "especialmente importante" por el hecho de que "durante los próximos cuatro meses" corresponderá a España comandar el conjunto de la fuerza de la operación, que estará bajo las órdenes del capitán de navío Juan Garat Caramé. Esta "gran responsabilidad", según agregó, pone de manifiesto "la importancia y la nobleza de nuestra contribución a la paz y la seguridad en el mundo, de los Balcanes al Índico, de Afganistán al Líbano" y mostró su convencimiento de que estos 323 militares cumplirán la misión "de una manera ejemplar". Asimismo, quiso trasladar al contingente que cuenta "con todo el respaldo necesario", el del Parlamento español, de la Comunidad internacional y "especialmente el de todos los ciudadanos españoles". La fragata 'Numancia' y el petrolero 'Marqués de la Ensenada' llegarán a las aguas del Índico, donde ya está operando otro barco español, la fragata 'Blas de Lezo', que zarpó el pasado 1 de marzo para combatir la piratería en el marco del dispositivo naval desplegado por la OTAN. Finalmente, la ministra de Defensa se saltó el protocolo para acercarse y trasladar un mensaje de "tranquilidad" y de "orgullo" a los familiares de los militares que hoy parten hacia el Índico y que asistieron al acto desde el muelle de la Base Naval.