40

TERUEL, 6 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Teruel presentó hoy un requerimiento ante el Ministerio de Fomento para que anule o revoque la resolución por la que dio por finalizado el estudio informativo del trazado de la A-40, la autovía que debía unir Teruel y Cuenca, al tiempo que encargaba el estudio de un nuevo trazado. El alcalde de Teruel, Miguel Ferrer, reclamó que la infraestructura se pueda construir "por tramos".

En declaraciones a Europa Press, Ferrer recordó que éste es el cuarto requerimiento que presenta el consistorio que, han sido desestimados por Fomento. Así que el documento presentado hoy es "la última posibilidad" y en él se destaca que "se ha producido una discrepancia entre la resolución de la Dirección General de Cambio Climático y el Ministerio de Fomento" para pedir que "pueda ser resuelta por el Consejo de Ministros".

Aún así, el alcalde de Teruel reconoció que "ahora, al existir un acuerdo entre Valencia, Aragón y Castilla-La Mancha, el Ministerio de Fomento podría sacar el estudio informativo en tres tramos distintos, aprovechando los estudios que ya existen para el primero y el tercer tramo". De esta forma, "se agilizaría más el proceso".

Por su parte, el portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Teruel, Pedro Joaquín Simón, afirmó que, la construcción por tramos de la A-40, "es una vía bastante complicada", pero "el grupo municipal socialista no se opondrá".

La portavoz del Partido Popular (PP), Emma Buj, puso de manifiesto "la doble moral" de los socialistas "porque ellos gobiernan en Madrid, y son ellos los que taponan que se construya esta carretera tan necesaria para la provincia de Teruel".

Finalmente, el portavoz de Chunta Aragonesista (CHA), Francisco Martín, afirmó que "todos estábamos de acuerdo desde el principio para que no se dé carpetazo a la A-40".