EEUU y la Autoridad Palestina enfatizan su compromiso con la solución de dos Estados

JERUSALÉN, 17 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, y el enviado especial para Oriente Próximo estadounidense, George Mitchell, enfatizaron el compromiso mutuo tanto de la Administración Obama como del liderazgo palestino con la solución de dos Estados, dijo hoy el jefe negociador palestino, Saeb Erekat, al término de la reunión que mantuvieron hoy Abbas y Mitchell en Ramala.

Además, según un comunicado de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Erekat subrayó que "la Administración Obama tiene un rol crucial que jugar como moderador ecuánime y honesto entre palestinos e israelíes". "El éxito de sus esfuerzos para reactivar el proceso de paz depende en gran medida de su habilidad para llevar a cabo tal tarea", añadió.

El jefe negociador palestino sostuvo que "hasta que el Gobierno de Netanyahu afirme inequívocamente su apoyo a la solución de dos Estados, implemente las obligaciones de Israel frente a la Hoja de Ruta y respete los acuerdos previamente firmados, los palestinos no tenemos un socio para la paz".

"Ello incluye el congelamiento inmediato y total de toda la actividad de asentamientos israelíes, particularmente en y alrededor de Jerusalén Oriental; la reapertura de las instituciones palestinas en Jerusalén Oriental; el levantamiento de las restricciones de movimiento para entrar o salir, así como también un cese inmediato al cerco sobre Gaza", enumeró.

Erekat desestimó la demanda del nuevo primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, de que los palestinos deben reconocer a Israel como Estado como una condición previa al inicio de las conversaciones. "La OLP ya ha reconocido al estado de Israel. Netanyahu rechaza incluso mencionar un Estado Palestino", enfatizó.

"La nueva condición de Netanyahu sirve solamente al propósito de paralizar el progreso hacia las negociaciones, así como prevenir a su Gobierno de enfrentarse a los hechos reales, en particular el rechazo israelí a terminar con la ocupación, a congelar toda la actividad de asentamientos, a levantar las restricciones de movimiento a los palestinos, así como a apoyar la solución de dos Estados", dijo Erekat. Para él, dicha condición es "una ratificación de Netanyahu de que no puede entregar paz".

En el mismo sentido, Erekat reiteró que el eslogan de Netanyahu de "paz económica" no es un substituto para una paz justa y duradera entre palestinos e israelíes. "Sólo trabajando hacia un acuerdo político y el fin de la ocupación pueden traer las condiciones para un real desarrollo económico en Palestina", sostuvo.

"Desarrollo económico es un derecho propio de los palestinos, del cual han sido privados como un resultado directo de la ocupación Israelí. 'Paz económica', por otra parte, es un eslogan puesto como moda por Netanyahu para satisfacer sus propias necesidades", señaló.

La nota añade que Abbas agradeció al enviado especial estadounidense sus esfuerzos en la región. Mitchell se reunió ayer con el nuevo Gobierno israelí.