O.Próximo.- Netanyahu asegura que seguirá trabajando para lograr la paz con el mundo musulmán

Advierte a la Autoridad Palestina de que debe poner de su parte para luchar contra el terrorismo JERUSALÉN, 31 (EUROPA PRESS) El nuevo primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, aseguró hoy en su discurso de toma de posesión ante la Knesset (Parlamento) que su Gobierno continuará trabajando hacia una paz que integre a todos los países árabes y musulmanes. "No dejaremos que nadie cuestione nuestro derecho a existir", señaló Netanyahu ante los diputados en Jerusalén, a los que advirtió de que el "Islam radical" y el "régimen iraní" son las mayores amenazas de la seguridad regional, aunque también definió el Islam como una religión muy rica. Al tiempo que se comprometió a seguir intentando alcanzar la paz, avisó a la Autoridad Palestina de que debe poner de su parte para luchar contra el terrorismo en la Franja de Gaza y Cisjordania si de verdad quiere llegar a un acuerdo con Israel. El líder del partido Likud se refirió también a una de las cuestiones que ha heredado del Gobierno de Ehud Olmert: la liberación del soldado Gilad Shalit, secuestrado en Gaza desde junio de 2006. En este sentido, afirmó que hará lo que sea para llevarle de vuelta a casa, aunque no especificó si aceptará las condiciones de Hamás. Por otro lado, Netanyahu dio las gracias a su antecesor por su "devoto servicio" al Estado como jefe del Ejecutivo y volvió a prometer que se comprometerá con las negociaciones de paz con los palestinos "con sinceridad y con la mente clara". Tras su discurso, recogido por la prensa local, el nuevo primer ministro nombró uno por uno a los que serán los 30 ministros y viceministros del nuevo Gobierno. El gabinete estará formado por los partidos Likud, Yisrael Beitenu, Laborista, Shas y Hogar Judío, estos dos últimos formaciones minoritarias ultraortodoxas. OLMERT PIDE CONTINUIDAD Antes que Netanyahu, Olmert se despidió de la Knesset defendiendo su gestión y las dos guerras que llevó a cabo en Líbano, contra la guerrilla Hezbolá, y en la Franja de Gaza, contra las milicias palestinas. Aún así, el ex primer ministro pidió a la nueva coalición que siga el camino que él abrió en el proceso de paz porque los esfuerzos liderados por su Gobierno "fueron reconocidos por la comunidad internacional". Concretamente, Olmert solicitó a Netanyahu que continúe con las negociaciones con Siria, que podrían poner fin a décadas de conflicto. Por otra parte, Olmert, quien sucedió a Ariel Sharon en 2006 como jefe del Ejecutivo después de que éste cayera en coma por un derrame cerebral, insistió en que se va sin "resentimiento" y en ningún momento mencionó los escándalos de corrupción que le han salpicado en el último año y que fueron los que le obligaron a dimitir en septiembre.