Aralar afirma que en la situación actual la unidad abertzale es más necesaria que nunca

  • San Sebastián, 9 abr (EFE).- Aralar ha asegurado hoy que en la situación actual resulta "más necesaria que nunca la unidad de acción y el trabajo en común entre abertzales".

El PNV dice que el "único límite es la libre determinación de los ciudadanos"

El PNV dice que el "único límite es la libre determinación de los ciudadanos"

San Sebastián, 9 abr (EFE).- Aralar ha asegurado hoy que en la situación actual resulta "más necesaria que nunca la unidad de acción y el trabajo en común entre abertzales".

Aralar recuerda que los gobiernos de Navarra y la Comunidad Autónoma Vasca están ambos en manos de partidos constitucionalistas y la coyuntura de las formaciones nacionalistas "no es sencilla", por lo que este domingo el Aberri Eguna (Día de la patria Vasca) "debe servir para demostrar" su "peso" en la sociedad.

"Queda mucho camino por recorrer y los abertzales debemos centrarnos cuanto antes en la realización de ese camino, sin ningún tipo de exclusiones", añade en un comunicado.

Y agrega que "por primera vez en la Comunidad Autónoma Vasca las fuerzas constitucionalistas tienen la mayoría en el Parlamento Vasco, formando un Gobierno contra la mayoría social y política nacionalista, pero eso no va a ocurrir porque la sociedad haya dejado de ser abertzale, sino que es una consecuencia de la distorsión que han producido las ilegalizaciones y la Ley de Partidos".

Aralar opina que sin estos condicionantes los partidos abertzales tendrían "una representación mayor que en la legislatura anterior" en el Parlamento Vasco y llegarían a los 40 escaños, uno más que en el período previo.

Destaca asimismo que en Navarra, tras la creación de Nafarroa Bai, esta coalición "se ha convertido en la segunda fuerza del territorio, y con tendencia al alza, algo que no había ocurrido desde la transición", mientras que en el País Vasco francés "la coalición Euskal Herria Bai ha dado un gran impulso a los partidos abertzales y ha conseguido los mejores resultados de la historia, aunque siga estando en minoría".

Por estos motivos, Aralar concluye que el "camino a seguir" por los abertzales "para poder seguir avanzando está en la capacidad para unir fuerzas", aunque para ello sea necesario "reconocer" que "existen diferentes maneras de sentir y vivir el ser" nacionalista, "sin exclusiones" y "sin dejar fuera a nadie de antemano".

El partido de Patxi Zabaleta reconoce, por otra parte, que "el peso de la violencia" es el "punto débil" del nacionalismo, porque "además de ser una vulneración inaceptable de los derechos humanos, impide la acumulación de fuerzas y supone una debilidad a la hora de reivindicar democráticamente" los derechos de Euskal Herria "ante los demás".

"Por lo tanto, el conjunto de los abertzales debemos dejar a un lado definitivamente la violencia de ETA, y denunciar con la misma contundencia la conculcación de todos los derechos humanos", finaliza Aralar.