EA acusa Mayor de Oreja de "inculto" y de ir contra principios europeos por sus declaraciones sobre el euskera

Irujo reivindica "la necesidad" de que se reconozca al pueblo vasco "como país"

SAN SEBASTIÁN, 16 (EUROPA PRESS)

El portavoz de Eusko Alkartasuna y eurodiputado, Mikel Irujo, acusó al candidato popular en las elecciones europeas, Jaime Mayor Oreja, de "incultura" y de "ir en contra de los principios europeos" al mostrarse "orgulloso" que se su abuelo prohibiera hablar euskera en su casa. Además, reivindicó "la necesidad" de que se reconozca al pueblo vasco "como país".

En una rueda de prensa celebrada en San Sebastián, Irujo criticó que, "mientras en cualquier otro país de la Unión Europea, hechos como la prohibición de hablar en la lengua propia se consideran como parte de un oscuro pasado que se debe superar, Mayor Oreja se muestra orgulloso de que en su familia se excluyera una lengua". "Es un caso sin igual en Europa", apuntó.

El dirigente de EA consideró que "la incultura de que ha hecho gala" el cabeza de lista del PP a los comicios del 7 de junio "sólo es comparable a su inactividad como europarlamentario porque su participación activa en los asuntos europeos ha sido nula, y quien quiera comprobarlo, no tiene más que acudir a las actas, que son públicas y están a disposición de todos en Internet".

Además, aseguró que las declaraciones del líder popular "atentan directamente contra los principios fundacionales de la UE". En este sentido, recordó que el lema de la Unión "es, precisamente, unidos en la diversidad".

FORMAR PAÍS

Mikel Irujo destacó que, en sus campañas de cara a elecciones europeas y en sus "actuaciones en los órganos de la UE", su partido es "muy crítico" y siempre reivindica "la necesidad" de que se reconozca al pueblo vasco "como país".

Asimismo, tras señalar los aspectos negativos de la UE, "que los tiene", subrayó que, "hoy en día, es imposible imaginar el continente europeo sin la UE". "La Unión ha permitido un progreso social, cultural y económico sin precedentes", aseguró.

Por último, destacó los aspectos positivos como "los principios mínimos de protección social, pensiones o seguridad social", que la gente cree que son "universales, pero que en otros continentes no existen; el nivel mínimo de protección de los derechos humanos; y el considerar la diversidad como algo positivo, algo que se debe proteger".