El PSOE dice que si Camps no ha presentado facturas es una "tomadura de pelo"

  • Madrid, 20 may (EFE).- El PSOE ha mostrado su deseo de que el president de la Generalitat, Francisco Camps, quien hoy ha declarado como imputado en el "caso Gürtel", haya presentado las facturas de sus trajes porque de lo contrario sería una "tomadura de pelo" a los ciudadanos y a las instituciones.

Madrid, 20 may (EFE).- El PSOE ha mostrado su deseo de que el president de la Generalitat, Francisco Camps, quien hoy ha declarado como imputado en el "caso Gürtel", haya presentado las facturas de sus trajes porque de lo contrario sería una "tomadura de pelo" a los ciudadanos y a las instituciones.

Según ha informado el PSOE en un comunicado, el portavoz socialista de Interior en el Congreso, Antonio Hernando, ha expresado su deseo de que Camps, imputado en el "caso Gürtel" por un supuesto delito de cohecho, "haya dicho la verdad, toda la verdad y nada más que la verdad".

La declaración de Camps se ha producido un día después de la fecha inicialmente fijada por el magistrado instructor del caso, José Flors, ya que el abogado del president tenía que estar ayer presente en otra declaración señalada con anterioridad por otro órgano judicial.

Antes de inhibirse en favor del Tribunal Superior de Justicia valenciano, el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón apuntó en sus investigaciones que Camps adquirió trajes en diferentes tiendas por valor de 12.783 euros que fueron pagados por Orange Market, una de las empresas vinculadas a la trama supuestamente liderada por Francisco Correa.

El auto de inhibición señalaba que el president de la Generalitat recibió los trajes a cambio de otorgar adjudicaciones a esta sociedad entre 2005 y 2009 por valor de unos cuatro millones de euros.

Hernando ha recordado que el presidente valenciano ha declarado en el Palacio de Justicia durante 45 minutos, por lo que "le han sobrado 44 minutos y medio" para presentar las facturas.

"Todo lo que no sea presentar las facturas es una tomadura de pelo a los ciudadanos y una burla a las instituciones", ha concluido el también secretario de Política Municipal del PSOE.