El regreso de los comunistas al Parlamento será la verdadera transición, dice su líder en Chile

  • Santiago de Chile, 22 mar (EFE).- El regreso de los comunistas al Parlamento 36 años después del golpe militar de Augusto Pinochet será el inicio de la verdadera transición en Chile, declaró en entrevista con Efe el presidente del Partido Comunista de Chile (PCCh), Guillermo Teillier.

El regreso de los comunistas al Parlamento será la verdadera transición, dice su líder en Chile

El regreso de los comunistas al Parlamento será la verdadera transición, dice su líder en Chile

Santiago de Chile, 22 mar (EFE).- El regreso de los comunistas al Parlamento 36 años después del golpe militar de Augusto Pinochet será el inicio de la verdadera transición en Chile, declaró en entrevista con Efe el presidente del Partido Comunista de Chile (PCCh), Guillermo Teillier.

"El fin de la exclusión del Partido Comunista será un hecho histórico, como si realmente terminara la dictadura y empezara la transición", señaló Teillier en referencia al pacto alcanzado entre la izquierda extraparlamentaria y la coalición gobernante.

Además de darle voz y voto a una fuerza política que representa el 5 por ciento del electorado, este acuerdo con la Concertación (centroizquierda) facilitará que en las elecciones generales de diciembre próximo los votos comunistas respalden al candidato presidencial oficialista.

El apoyo implícito de la izquierda extraparlamentaria ya permitió en 2001 y 2005 que los socialistas Ricardo Lagos y Michelle Bachelet derrotasen a los candidatos de la derecha Joaquín Lavín y Sebastián Piñera, respectivamente.

Pero esta vez, la Concertación y los comunistas están dispuestos a ir más lejos y presentar una lista única en algunos distritos electorales para desplazar a la opositora Alianza por Chile, principal beneficiaria de un sistema electoral heredado de la dictadura que le otorga una sobrerrepresentación.

"Cada vez que los comunistas hemos llegado al Parlamento ha sido el inicio de una nueva etapa de desarrollo en Chile", destacó Teillier, para quien una de las tareas urgentes es cambiar la actual Constitución, aprobada durante del régimen militar y que, a pesar de haber sido reformada en varias ocasiones, adolece de un grave déficit democrático, sostuvo.

"Podemos pensar en una sociedad más progresista y democrática. Este pacto significará un gran avance para Chile", enfatizó el líder comunista, pero advirtió: "Si la Concertación no ofrece garantías, no lo haremos, porque sería un suicidio político".

La negociación de los cupos es la parte más escabrosa del acuerdo suscrito en febrero con la Democracia Cristiana, la principal fuerza política de la coalición que gobierna Chile desde hace casi 20 años.

"La Concertación se ha dado cuenta de que ya no puede seguir así. El haberle dado la espalda al programa que le propuso al país cuando se votó el 'No' (en el plebiscito convocado por Pinochet en 1988) y cuando fue elegido Patricio Aylwin (primer presidente tras la dictadura) le ha llevado al agotamiento", opinó Teillier.

"Las crisis, las deserciones que está viviendo, incluso el peligro de que gane la derecha, se deben a que la Concertación le dio la espalda a ese programa", afirmó el líder de los comunistas, quien cree que ahora se abre un espacio para formar nuevas mayorías en el Parlamento que impulsen las reformas políticas y sociales postergadas durante años.

"En Chile a los trabajadores aún no se les han devuelto los derechos laborales que les fueron arrebatados en la dictadura, están absolutamente a merced de las políticas de mercado", denunció el dirigente político.

Respecto al Gobierno de Michelle Bachelet, que acaba de empezar su cuarto y último año de presidencia, destacó que Chile tenga en la Presidencia una mujer "que ha hecho esfuerzos en algunos planos sociales".

"Pero todas las cosas han sido a medias, ella está muy amarrada a la institucionalidad vigente, porque todavía nos rige la Constitución que dejó Pinochet, señaló el líder comunista, quien considera que lo mas positivo hasta ahora del mandato de Bachelet ha sido el establecimiento de pensiones mínimas para quienes carecen de previsión social.

Teillier subrayó también el impulso de políticas en favor de la mujer, el reconocimiento (aunque simbólico) de los pueblos indígenas y, sobre todo, una política exterior que prima la integración latinoamericana "sin la injerencia de Estados Unidos".

El presidente del partido comunista de Chile hizo un positivo balance de la polémica visita oficial de Bachelet a Cuba y elogió que la mandataria apoye el levantamiento del bloqueo estadounidense.

Respecto a las diferencias de Chile con Bolivia y Perú, el líder comunista cree que pueden tener salida en el contesto de la integración latinoamericana.

"Lo que han logrado Chile y Bolivia es notable, dejar de lado un cierto chauvinismo extremo y disponerse a discutir con Chile una plataforma que incluye la salida al mar de Bolivia ha sido muy inteligente por parte del presidente Evo Morales", destaca.

"Nosotros estamos a favor de otorgar una salida al mar. Ahora, desgraciadamente, hay un tercer país en disputa en esto, que es Perú, que además reclama territorialidad marítima", lo cual, advirtió, "puede echar abajo cualquier acuerdo entre Chile y Bolivia".