Jáuregui ve un signo de normalización que el hijo de un soldador sea lehendakari

  • Madrid, 27 mar (EFE).- El secretario general del grupo socialista en el Congreso, Ramón Jáuregui, cree que debe interpretarse como "un signo de normalización" en el País Vasco, con un elevado valor simbólico, el hecho de que el hijo de un soldador de la margen izquierda de Bilbao como Patxi López llegue a ser lehendakari.

Jáuregui ve un signo de normalización que el hijo de un soldador sea lehendakari

Jáuregui ve un signo de normalización que el hijo de un soldador sea lehendakari

Madrid, 27 mar (EFE).- El secretario general del grupo socialista en el Congreso, Ramón Jáuregui, cree que debe interpretarse como "un signo de normalización" en el País Vasco, con un elevado valor simbólico, el hecho de que el hijo de un soldador de la margen izquierda de Bilbao como Patxi López llegue a ser lehendakari.

"Que el hijo de un soldador de la naval de la margen izquierda de Bilbao, un socialista de toda la vida, pueda ser lehendakari del País Vasco" después de 30 años de presidentes nacionalistas es, a juicio de Jáuregui, una de las muestras de normalización más importantes que se podrían producir en la escena política vasca.

También opina lo mismo de la posibilidad de que "una joven diputada del PP" sea la presidenta del Parlamento vasco, a la espera de que se concrete quién ocupará ese cargo, puesto para el que se baraja especialmente el nombre de la parlamentaria Laura Garrido, o el de su compañera de partido Arantxa Quiroga.

En estos términos se ha expresado en declaraciones a Efe Ramón Jáuregui, quien admite la "generosidad" que está teniendo el PP vasco en las negociaciones y confía en que ese partido sea también prudente e inteligente en la apuesta por el cambio, partiendo de la base de que el PSE ha puesto como condición formar un gobierno socialista y no de coalición.

"Yo espero que la prudencia y la inteligencia del PP por este cambio político les lleve también a respetar, a comprender, a ayudar y a favorecer que este cambio triunfe, prospere y vaya bien, porque ese será un signo de futuro distinto para el País Vasco", apunta.

Para el histórico dirigente socialista vasco, que en su día fue vicelehendakari con el PNV, todo este proceso forma parte de una nueva manera de ver Euskadi, que hace que "quienes han sido en parte excluidos durante mucho tiempo de la vida política" y a los que "se les ha querido imponer un modelo de país" hoy por hoy "toman el poder y tratan de gobernar de otra manera".

Jáuregui espera que el nuevo Gobierno actúe "de una manera prudente, sin revanchismos, sin frentismos, desde un vasquismo integrador y pluralista", convencido de que López gestionará Ajuria Enea desde una concepción de ciudadanía moderna y avanzada de un País Vasco que quiere de una vez vivir en paz y libremente.

Sobre las bases políticas y los objetivos prioritarios del nuevo Gobierno vasco, así como sobre la composición de la Mesa del Parlamento, que presidirá el PP, ambos partidos alcanzaron ayer sendos preacuerdos para facilitar la investidura como lehendakari del socialista Patxi López.