Miles de almerienses arropan al PP en su tercera manifestación por el empleo

  • Almería, 19 abr (EFE).- Entre 5.000 y 17.000 personas, según la Policía y la organización respectivamente, han participado en Almería en la marcha por el empleo convocada por el PP-A, cuyo presidente, Javier Arenas, ha pedido un "gran pacto andaluz" sobre la materia que palíe la situación de emergencia social en la región.

Almería, 19 abr (EFE).- Entre 5.000 y 17.000 personas, según la Policía y la organización respectivamente, han participado en Almería en la marcha por el empleo convocada por el PP-A, cuyo presidente, Javier Arenas, ha pedido un "gran pacto andaluz" sobre la materia que palíe la situación de emergencia social en la región.

"Espero que ésta sea una movilización para un gran pacto andaluz por el empleo", han sido las palabras con las que Arenas ha cerrado el tercer acto reivindicativo de esta naturaleza que se celebra en Andalucía y que en esta ocasión ha congregado en torno al principal partido de la oposición a un mínimo de 5.000 personas, según el balance aportado a Efe por la Subdelegación del Gobierno.

Acompañado entre otros por el portavoz de Economía del PP, Cristóbal Montoro, por el secretario general del PP-A, Antonio Sanz, y por distintos miembros del PP almeriense, Arenas ha encabezado la marcha que, bajo el lema "Almería por el empleo", ha recorrido la principal arteria de la ciudad, el paseo de Almería, que se ha llenado del banderas de Andalucía y del Partido Popular.

Durante el recorrido de media hora que ha concluido en la puerta de Purchena de la capital, donde han tomado la palabra distintos dirigentes del PP y, también, vecinos de Almería, han sido muchos los gritos que se han escuchado, la mayor parte de ellos dirigidos al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, quien ha sido tildado de "embustero" e invitado a dimitir con frases como "Zapatero, al paro tu primero".

Concluido el recorrido, el presidente del PP-A, Javier Arenas, se ha dirigido a las personas que han permanecido en la puerta de Purchena, a las que "representan la Almería real, la que clama por un empleo digno, la que quiere oportunidades, la que es tan diferente de la Almería oficial que encarnan los socialistas".

Ante la multitud, Arenas ha reiterado el centenar de medidas propuestas ayer para poner freno a lo que entiende como una situación de "emergencia social sin precedentes" que requiere, principalmente, del gran pacto andaluz por el empleo que este partido propugna desde hace meses.

"Hoy en Almería vuelvo a pedir ese pacto", ha insistido Arenas, quien ha reiterado su apuesta por la austeridad, las reformas y la bajada de impuestos como principales herramientas para paliar la situación, que requiere como acción inmediata del Gobierno andaluz de la elaboración de un plan de apoyo a las familias sin ingresos, así como de reformas en la educación y en la administración, en la que "hay que acabar con el enchufismo".

"Basta ya de tanto paro y pobreza. Basta de utilizar a los andaluces como si fueran fichas de un juego", ha dicho antes de apostar por un cambio de rumbo político que el presidente del PP-A ve cada día más cercano.

"Los mayores ven peligrar sus pensiones y las familias no llegan a fin de mes. Este es el estado de la sociedad española", que asiste en este momento a "frivolidades" por parte del Gobierno como las acusaciones de la fiscalía a la Policía o las divergencias a propósito de las previsiones de déficit del Banco de España.

Arenas ha defendido finalmente la legitimidad de su partido para organizar una manifestación en apoyo al cerca de millón de personas en paro que hay en Andalucía, ante las que ha prometido que el PP "no dejará nunca de tirar del carro".

También ha defendido esta convocatoria el secretario general del PP-A, Antonio Sanz, quien ha ironizado sobre lo "nervioso" que se pone el PSOE ante unos actos reivindicativos que "demuestran que la calle no es de la izquierda, que el PSOE ha perdido la calle" y que el PP es "el partido del pueblo, de la gente", a la que se ha pedido ya la máxima movilización para que las elecciones europeas "abran definitivamente las puertas del cambio".