Rajoy cree que el nuevo modelo económico de Zapatero es marketing y fracasará

  • Sitges (Barcelona), 29 may (EFE).- El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha opinado hoy que el nuevo modelo de crecimiento económico anunciado por el presidente del Gobierno es otra estrategia de "marketing" que además está basada en una "vuelta a la planificación del desarrollo" por parte del Estado, lo que conduce al "fracaso".

Rajoy cree que el nuevo modelo económico de Zapatero es marketing y fracasará

Rajoy cree que el nuevo modelo económico de Zapatero es marketing y fracasará

Sitges (Barcelona), 29 may (EFE).- El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha opinado hoy que el nuevo modelo de crecimiento económico anunciado por el presidente del Gobierno es otra estrategia de "marketing" que además está basada en una "vuelta a la planificación del desarrollo" por parte del Estado, lo que conduce al "fracaso".

Ha desacreditado este modelo, que José Luis Rodríguez Zapatero prometió que se pondría en marcha en Andalucía, durante su intervención en la XXV Reunión del Círculo de Economía, que se celebra en Sitges (Barcelona).

Ante los empresarios catalanes, Rajoy ha advertido de que la economía española no ha "tocado fondo" aún, aunque los datos macroeconómicos puedan ser mejores en los próximos meses.

"La desaceleración del ritmo de la caída no quiere decir recuperación, sino deterioro más suave de una pésima situación de partida", ha remarcado, al tiempo que ha subrayado que se trata de una "mejora exclusivamente estacional, típica de la economía española".

El líder de la oposición ha afirmado que el Gobierno debe actuar "al revés" de como lo está haciendo, contribuyendo a crear "un marco de actuación favorable" a la actividad económica", y en este contexto ha defendido un amplio catálogo de "reformas estructurales".

En concreto, ha pedido la reforma del sistema educativo, una reforma fiscal -que incluya reducir el impuesto de sociedades-, del mercado del trabajo y del sistema energético, así como una serie de reformas institucionales y de las administraciones públicas.

Respecto a los cambios que defiende en el mercado laboral, ha dejado claro que sería "mejor" que se hicieran "con consenso", pero que la falta de acuerdo "no exime al Gobierno de sus responsabilidades".

Asimismo, Rajoy ha vuelto a plantear un debate sobre la energía nuclear y ha comentado que la competitividad de la economía exige "una mejor coordinación y eliminar duplicidades" entre las administraciones.

También ha asegurado que "suena a sarcasmo" vender un futuro basado en la economía del conocimiento y la alta tecnología en un país donde "el 30% de los jóvenes no termina la fase obligatoria de sus estudios".

El líder del PP se ha definido como un "optimista realista", ha subrayado que no es ni un "insensato" ni un "desertor", y ha advertido al Gobierno socialista de que aunque los datos macroeconómicos puedan ser en los próximos meses menos malos, ello no debe llevar a actuar "como si la recuperación hubiera empezado".

A juicio del presidente del PP, el nuevo modelo anunciado por Zapatero "es poco más que una continuación de las estrategias del puro marketing que llevaron primero a negar la crisis, más tarde a minimizarla, después a plantear desordenadamente medidas teóricamente correctoras, para acabar ahora intentando ni más ni menos que un nuevo modelo de crecimiento".

Rajoy, que ha destacado que huye tanto del "optimismo infundado como del pesimismo derrotista", ha hablado de crisis "puramente española", "castiza", al tiempo de una crisis financiera global que ha generado "la tormenta perfecta", ha apostillado.

Antes de la conferencia, Rajoy ha saludado al ex ministro y ex presidente del PPC Josep Piqué, y junto a la actual presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, le han felicitado por su reciente boda con la periodista Gloria Lomana.