CRISIS EN EL PSOE Estos son los 17 miembros de la Ejecutiva del PSOE que han presentado su dimisión

Una parte de la oposición paraguaya está dispuesta a apoyar el plan económico de Lugo

  • Asunción, 24 feb (EFE).- Un sector de la oposición paraguaya prometió hoy apoyar en el Congreso los programas económicos del Gobierno, que además de los efectos de la crisis financiera mundial se expone a un descalce presupuestario.

Una parte de la oposición paraguaya está dispuesta a apoyar el plan económico de Lugo

Una parte de la oposición paraguaya está dispuesta a apoyar el plan económico de Lugo

Asunción, 24 feb (EFE).- Un sector de la oposición paraguaya prometió hoy apoyar en el Congreso los programas económicos del Gobierno, que además de los efectos de la crisis financiera mundial se expone a un descalce presupuestario.

"El Partido Colorado compromete su preocupación, su asistencia y su acompañamiento ante un problema que afecta a toda la ciudadanía en general", afirmó a periodistas el senador Martín Chiola tras una reunión del presidente Fernando Lugo con líderes de los grupos parlamentarios.

Chiola acudió a la reunión convocada por Lugo en representación de un sector que controla la dirección del partido Colorado, partido que perdió el poder luego de 61 años de hegemonía.

El propósito de la reunión era la de informarse del plan "anticrisis" del Gobierno.

Otra bancada "colorada", liderada por el ex vicepresidente Luis Castiglioni, no asistió a la reunión, mientras que la Unión Nacional de Ciudadanos Éticos (UNACE), tercera fuerza del país y que encabeza el general retirado Lino Oviedo, había anticipado su ausencia.

"Se inició un diálogo político importante y existe predisposición política para construir", aseveró Chiola, quien no ha participado en otras reuniones anteriores promovidas por el Gobierno para tratar de lograr apoyo en el Congreso, de mayoría opositora.

El senador "colorado" explicó que el ministro de Hacienda, Dionisio Borda, se ha "sincerado" en su exposición al admitir que el Estado dispone de recursos para cubrir los gastos previstos en el presupuesto de 2009 solo hasta mayo próximo.

"Es insostenible el presupuesto con la disminución de los ingresos y la versión de Borda es que se va a ejecutar parte de un préstamo de 500 millones de dólares del BID (Banco Interamericano de Desarrollo) para cuadrar", enfatizó Chiola.

Por su parte, el vicepresidente del país, Federico Franco, admitió que hay "un descalce de hasta 500 millones de dólares" y destacó que "lo que importa es que el plan del Gobierno sea aprobado en el menor tiempo posible" en el Congreso, que reanudará sus sesiones el 1 de marzo próximo.

Franco, a quien la Constitución le asigna la tarea de nexo entre el Ejecutivo y el Parlamento, explicó que el crédito del BID de 500 millones de dólares hace parte al programa global que el Gobierno ha defendido en las últimas semanas ante diferentes sectores políticos y económicos.

"El presupuesto está 'desfinanciado' desde el momento en que se dio aumento (salarial) a los funcionarios públicos; entonces los ingresos no van a cubrir los gastos corrientes", apuntó Franco, que también advirtió de que la crisis ya se ha instalado en el sector privado.

En se sentido, refirió que "casi 970 personas quedaron desempleadas en el mes de enero (de 2009) y en todo el 2008 hubo 1.200 desempleados".

Los planes del Gobierno fueron presentados oficialmente el 3 de febrero pasado por el propio jefe de Estado y desde entonces las cifras globales, que oscilan de 1.200 a 3.000 millones de dólares, han variado dependiendo de las fuentes.

Un informe difundido por el Ministerio de Hacienda el pasado día 14 resumió en 1.479,5 millones de dólares el paquete de medidas a ser ejecutado en cuatro etapas "para proteger la economía nacional en el contexto de una responsabilidad compartida: Poder Legislativo, sector privado, sectores sociales y estamentos políticos", afirmó Lugo.