Urkullu responde a Pastor que PNV pide una segunda transición porque el PSOE está descafeinando el Estado autonómico

Niega que los parlamentarios de PNV fueran ayer descorteses y advierte que PNV trabajará "mirando a la ciudadanía" y no a López

BILBAO, 8 (EUROPA PRESS)

El presidente del Euskadi Buru Batzar (EBB) del PNV, Iñigo Urkullu, respondió hoy al portavoz del PSE en el Parlamento vasco, José Antonio Pastor, que el PNV "viene reclamando una segunda transición" para recuperar el "espíritu de los años 77 y 78", porque los socialistas "están descafeinando el Estado de las Autonomías". Además, negó que, como se ha comentado, los parlamentarios jeltzales fueran ayer descorteses al no aplaudir al nuevo lehendakari, a la vez que advirtió de que el PNV trabajará "no mirando al señor López, sino a la ciudadanía vasca".

En un receso de la reunión del Consejo Político del Partido Demócrata Europeo celebrado hoy en Bilbao, el dirigente de la formación jeltzale recordó que las palabras de Pastor, quien ayer aseguró que la llegada de Patxi López a Ajuria Enea "cierra la transición democrática en Euskadi y en toda España", han sido "corregidas" por su compañero Ramón Jáuregui.

El candidato del PSOE al Parlamento europeo afirmó, horas después, que "la transición democrática ya hace tiempo que se hizo" y que "algo que tenga que ver con que la democracia se hace plena ahora, y no antes, no se ajusta a la realidad" y "ofende innecesariamente".

Urkullu aseguró que afirmar esto supondría que "en 30 años no hemos vivido en democracia" y dijo no tener "nada más que añadir a lo que el propio Jáuregui le corrigió". Sin embargo, indicó al portavoz parlamentario del PSE que la formación jeltzale "viene reclamando una segunda transición, no desde el 1 de marzo, sino desde el año pasado".

"Cuando -señaló- habiendo hecho como PNV insistentes ofrecimientos para el acuerdo político entre Euskadi y España hemos recibido la callada por respuesta por parte del PSOE y del presidente del Gobierno español".

A su juicio, el PSOE está "descafeinando" el modelo de las autonomías, por lo que abogó "porque haya una segunda transición para profundizar decididamente en aquel espíritu de la transición en los años 77 y 78".

ATENTO A LOS DESMANES

Preguntado por qué el PNV estará "vigilante" ante "posibles desmanes", respondió que Patxi López afirmó, el día de su investidura, que "su pretensión era la de profundizar en el cumplimiento del Estatuto de Autonomía de Gernika" lo que lleva a la formación jeltzale a preguntarse "qué es lo que ha hecho el PSE en los últimos 30 años".

También, ante los anuncios de "acuerdos" con el Gobierno central se cuestionó si el PSE hará "lo mismo que lo que sucede con el Estatut de Cataluña, aprobado por el Parlament Cataluña" y si será la misma "actitud de respeto que, según el presidente de Gobierno, iba a tener con lo que iba a salir del Parlamento catalán".

"¿Dónde está el respeto a los informes de prioridades de las transferencias pendientes?. ¿Dónde está el respeto al cumplimiento íntegro del Estatuto?. ¿Dónde está la voluntad de mejora y avance en lo que es las herramientas de un mayor desarrollo y mayor autogobierno de la sociedad vasca cuando se ha procedido a mejoras de otros Estatutos de Autonomía?", se preguntó.

Urkullu advirtió de que el PNV no pretende actuar como "guardián de las esencias de nadie" pero sí de "decir que vamos a estar vigilantes para no retroceder en lo que ahora hemos conseguido y no descafeinar lo que queda por conseguir".

GESTO DE PNV

Urkullu aludió a la actitud de los parlamentarios del PNV, que ayer no aplaudieron al nuevo lehendakari cuando Juan José Ibarretxe le entregó la 'makila' (bastón de mando), para defender la "educación política" de los representantes 'jeltzales'. "Tenemos la cortesía parlamentaria por gala", aseguró.

En su opinión, en el pleno de investidura, los parlamentarios nacionalistas mantuvieron una actitud "absolutamente respetuosa" al igual que ayer en la Casa de Juntas de Gernika. "Ya nos gustaría a nosotros que en el pasado y en el presente, que incluso el martes pasado, la actitud de algunos de los partidos políticos hubiera sido tan cortés y tan educada parlamentariamente como es la del PNV", señaló.

En su opinión, el hecho de no aplaudir a una persona que no era el candidato del PNV sino de otra formación "y avalado por otra formación política, como es el PP", significa "nada más que el respeto institucional que nos merece, el reconocimiento de la legitimidad, de que es una operación absolutamente democrática".

"Pero que, a partir de ahí, nosotros somos representantes del aval que hemos recibido de casi 400.000 ciudadanos vascos y es con ese propósito con el que tenemos que trabajar, no mirando al señor López, sino a la ciudadanía vasca", agregó.

AUSENCIA DE GERNIKA

Urkullu se refirió también a su ausencia, ayer, en el acto de toma de posesión de Patxi López como lehendakari en la Casa de Juntas de Gernika, y a las críticas recibidas por esta causa, que calificó de "interesadas". Recordó que ya no es parlamentario y, por lo tanto no tiene "ninguna obligación" de asistir a un acto de los representantes en la Cámara vasca "y en su caso, de los anfitriones", en alusión a los miembros de las Juntas Generales de Bizkaia.

"Nosotros tenemos nuestra actividad propia como partido político, y ayer celebramos en Bilbao una segunda jornada de los Diálogos de Bilbao que el año pasado iniciamos en el seno del Partido Demócrata Europeo y también de partidos de América Latina", apuntó.

Explicó que el PNV actuó como coordinador de este acto y que la cita estaba fijada "incluso antes" de saber cuándo iba a ser el pleno de investidura de Patxi López en el Parlamento vasco. "Lo que no podemos ser es, como anfitriones, irrespetuosos con representantes que son tan respetables para nosotros como lo fue el señor López", agregó.