Carmela Silva asiste mañana a la toma de posesión de Patxi López junto al resto de la dirección socialista en el Senado

MADRID, 6 (EUROPA PRESS)

La dirección del Grupo Parlamentario Socialista en el Senado asistirá mañana jueves, en Gernika, a la toma de posesión de Patxi López como lehendakari. La portavoz socialista, Carmela Silva, precisó hoy que la dirección del Grupo acude a este acto en su doble condición de representante de los socialistas en el Senado y como miembros de la Cámara Alta, la cámara territorial del Parlamento Español.

Silva destacó que la investidura de López como lehendakari es una buena noticia para el pluralismo territorial que caracteriza a España, para el diálogo "imprescindible que reclama un Estado complejo y para la búsqueda del acuerdo, tan necesario en un país tan diverso" como este, que ha de tener la "capacidad de generar proyectos que, respetando la diferencia, tengan el interés general como clave de bóveda".

Además, la portavoz socialista subrayó que comparte plenamente el tono conciliador del discurso de investidura de López, centrado en tender la mano a todos y con la firme voluntad de fomentar el diálogo y el consenso. "El País Vasco se merecía ya un lehendakari que, desde el respeto a la identidad de los vascos, tenga la firmeza de romper con la división que han generado las iniciativas soberanistas de Juan José Ibarrexte", argumentó.

Asimismo, la dirección del Grupo Socialista, que la integran, además de Silva, Rut Porta, secretaria general y José Miguel Camacho, María Murillo y Antonio Gutiérrez Limones, portavoces adjuntos, quiso mostrar su "rechazo más absoluto" a las amenazas que los "asesinos de ETA han proferido ya sobre un Gobierno que aún no se ha conformado".

Los integrantes de la dirección, dejaron clara su "repulsa, su apoyo firme" a los socialistas y al conjunto de la sociedad vasca, así como "su firme convicción de que el fin de la banda terrorista se logrará más pronto que tarde con una sociedad civil unida frente a la barbarie y sinrazón".

Por ultimo, Silva celebró que una nueva etapa se abra en Euskadi, un "nuevo tiempo para la libertad, para la modernidad, para hacer frente a las dificultades desde la unidad, desde el convencimiento de que un país que apuesta por el acuerdo, el diálogo, el consenso y la paz, es un país con más y mejor futuro, es un país que puede abrir las ventanas y respirar libre, sin ataduras, sin temores y sin violencia".