Cayo Lara insta a la izquierda a "movilizarse" para "girar" las políticas "neoliberales que han provocado la crisis"

PALMA DE MALLORCA, 22 (EUROPA PRESS)

El coordinador general de Izquierda Unida (IU), Cayo Lara, hizo hoy un llamamiento en Palma a los votantes de izquierda para que "se movilicen" de cara a las elecciones europeas del próximo 7 de junio, a fin de evitar una elevada abstención en los comicios y propiciar, de este modo, un "giro" en las políticas "neoliberales y de derechas" que en su opinión han conducido a la actual crisis económica.

Así lo manifestó durante la rueda de prensa que realizó en la capital acompañado por el candidato de EU a las elecciones al Parlamento europeo, David Abril, en la que recriminó que "la mayor responsabilidad" de la abstención que se produjo en los anteriores comicios -54 por ciento"- se derivó de las actuaciones de "la socialdemocracia y los conservadores, culpables de que los mensajes transmitidos a nivel europeo sean negativos".

Asimismo, denunció que en una Europa "absolutamente neoliberal" y de no intervención pública en la economía, se ha dado lugar a una crisis y unos "dramas humanos" generados por "los especuladores, la banca y los ambiciosos". Por ello, aseveró que las propuestas de IU de cara a las elecciones se centrarán principalmente en los derechos sociales, económicos y de paz, la cooperación internacional, unas reglas comerciales "más justas" y la recuperación de unos servicios públicos "esenciales".

Haciendo un repaso a las iniciativas lanzadas por la formación, Lara recordó que una de ellas será la creación de un plan de 6.300 millones de euros para beneficiar al más de un millón de personas que no tienen subsidio por desempleo en este momento al objeto de que durante seis meses puedan cobrar un salario, a través de los ayuntamientos y financiado, de forma íntegra, por el Estado, con alta en la Seguridad Social.

Esta propuesta consistiría, en concreto, en un salario a estas personas de unos 700 euros con cotización completa a la Seguridad Social, con una duración de la jornada laboral de cuatro horas, a las que se sumarían tres de formación.

Al mismo tiempo, propuso que se trabaje en la creación de 120.000 puestos de trabajo en los sectores de escuelas infantiles de cero a tres años; la Ley de Dependencia, que en su opinión "no se está cumpliendo"; la medicina; la justicia, "por un mayor número de jueces y una mayor calidad en la prestación del servicio", y con el incremento de inspectores y subinspectores de Hacienda, al recordar el "elevado" fraude fiscal existente en España.

También propuso al Gobierno que haga una oferta de compra a precio de coste en relación con el millón de viviendas que hay sin vender en el país, además de procurar el carácter social de las cajas de ahorro. Otra de las propuestas lanzadas por IU a nivel europeo es la no reforma laboral, o si se procede a ella que sea a propuesta de los sindicatos y "no de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE)".

Por su parte, David Abril aseguró que desde EU afrontan la campaña electoral "con especial ilusión, pese a la última encuesta del CIS que arroja un empate técnico entre PP y PSOE", partidos que, aseveró, "se han dedicado a tensionar y presentarse como formaciones antagónicas, cuando en el Parlamento europeo han estado de acuerdo en el 83 por ciento de las medidas proyectadas". "Esto da pie a decir que otra Europa es posible, sobre todo en cuestiones sociales", aseveró.

"Desde EU queremos otra Europa, democrática, donde las personas estén en primer término, sostenible y solidaria y abierta al mundo", incidió el candidato.