Chaves precisa que el CPFF será después de las europeas y pide a las CCAA que eviten el partidismo

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El vicepresidente tercero y ministro de Política Territorial, Manuel Chaves, confirmó hoy que el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) para aprobar el nuevo modelo de financiación autonómica se celebrará antes del próximo 15 de julio, aunque precisó que será después de las elecciones europeas del 7 de junio porque "la campaña condiciona mucho la posición de los partidos". Además, pidió a las comunidades autónomas que busquen el acuerdo pensando en sus intereses y sin tener en cuentas posturas partidistas.

En una entrevista a la Cadena Ser recogida por Europa Press, Chaves reconoció que hay que "descartar" que el acuerdo sobre el nuevo modelo se alcance en el mes de mayo, como se dijo hace unos meses, pero subrayó que sí será antes del 15 de julio, como anunció ayer el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en el debate sobre el estado de la Nación.

"Mayo descartado, y creo que habrá que dejar pasar las europeas porque la campaña condiciona mucho la posición de los partidos", explicó antes de recordar que se trata de un tema "complejo" debido a su carácter multilateral. "No hay que olvidar que tenemos que llegar a un acuerdo con 17 comunidades autónomas", argumentó.

Así, apuntó que con este objetivo se está reuniendo con los presidentes de todas las comunidades autónomas y explicó que hay "dos temas" que condicionan la negociación. El primero es económico, ya que todas las comunidades "quieren dinero" para poder garantizar a los ciudadanos los servicios públicos. "El segundo problema es el modelo", señaló, ya que mientras que unas comunidades apuestan por la población otras piden que otros factores como la dispersión o el envejecimiento poblacional tengan más peso.

Chaves rechazó además que éste sea un mal momento para esta negociación debido a la situación de crisis económica y recordó que las comunidades tienen que afrontar los gastos de los servicios públicas y garantizar así la igualdad de acceso de todos los ciudadanos. "Es una tarea muy complicada y muy compleja, es una negociación multilateral donde hay que conjugar muchos intereses diferentes", insistió.

Además, hizo referencia a los estatutos de autonomía aprobados durante la pasada legislatura y que "entraron muy a fondo" en los criterios que cada comunidad quiere para la financiación autonómica. "Eso complica la negociación --reconoció--, pero estoy convencido de que seremos capaces de llegar a un acuerdo que pueda satisfacer a todas las comunidades si en la reunión del CPFF no hay consignas políticas. Que todo el mundo defienda los intereses de su comunidad y no los subordine o supedite a los intereses de su partido".