China advierte a Francia de que habrá consecuencias si París premia al Dalai Lama

PEKÍN, 7 (De la corresponsal de EUROPA PRESS, Débora Altit)

Justo cuando China y Francia parecían haber normalizado sus relaciones, Pekín volvió hoy a dar un toque de atención a París al advertir de los riesgos a los que se enfrenta si se decide a galardonar al Dalai Lama cuando éste visite la capital gala el mes que viene.

Según manifestó hoy el Ministerio de Asuntos Exteriores, "si París decide hacerle (al Dalai Lama) ciudadano honorario, sin duda contará nuevamente con la oposición del pueblo chino". "Exigimos al Gobierno de la ciudad de París que detenga cualquier acción que interfiera en los asuntos internos de China y no cometa una y otra vez errores con el asunto del Tíbet", afirmó.

El propio portavoz del ministerio, Ma Zhaoxu, recordó que el Ayuntamiento parisiense había concedido el galardón de ciudadano honorario al líder tibetano hace un año, algo que "disgustó mucho al pueblo chino". "Esperamos que Francia impulse el desarrollo saludable y estable de los lazos sino-galos", agregó Ma.

Las relaciones entre los dos países han atravesado en el último año un periodo turbulento, después de que el presidente francés, Nicolas Sarkozy, propusiera boicotear la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos de Pekín, celebrados en agosto pasado, en represalia por la represión del Tíbet puesta en práctica por el Gobierno chino.

Aunque el boicot no se llevó adelante, Sarkozy coincidió con el líder espiritual tibetano en una reunión en Polonia que contó con la presencia de numerosos premios Nobel de la Paz, como el propio Dalai Lama (que recibió el galardón en 1989). Pekín reaccionó entonces castigando a toda Europa y canceló el encuentro UE-China que debía haberse celebrado en la ciudad gala de Lyon.

La situación no volvió a su cauce hasta hace un mes, cuando los dos países difundieron un comunicado conjunto por el que Francia se comprometía a no volver a entrometerse en el conflicto tibetano y rechazaba cualquier tipo de apoyo a la independencia de Tíbet.