Desestiman el recurso presentado por los guardias civiles imputados por supuestas torturas a Portu y Sarasola

La Audiencia de Guipúzcoa cree que hay "indicios racionales suficientes" para continuar el procedimiento

SAN SEBASTIÁN, 29 (EUROPA PRESS)

La Audiencia Provincial de Guipúzcoa ha desestimado el recurso de apelación planteado por la defensa de los 13 guardias civiles imputados por un delito de supuestas torturas a los presuntos miembros de ETA Igor Portu y Mattin Sarasola contra el auto del Juzgado de Instrucción número 1 de San Sebastián por el que se acordó seguir las actuaciones mediante el trámite de procedimiento abreviado.

En un auto, al que tuvo acceso Europa Press, la Sección Tercera de la Audiencia guipuzcoana considera que hay "indicios racionales suficientes" que permiten que el Juzgado de Instrucción continúe con el proceso contra los guardias civiles, a quienes se atribuye, supuestamente, delitos de tortura en concurso con delitos o faltas de lesiones.

La defensa de los guardias civiles recurrió el auto del 27 de febrero de 2009 por el que se decidió transformar las diligencias previas en un procedimiento abreviado para continuar la causa penal contra 13 guardias civiles. La representación legal de los imputados alegaron que debían practicarse pruebas testificales y que los indicios con los que contaba el juez eran "insuficientes" para continuar con el procedimiento.

La Audiencia de Guipúzcoa mantiene, por su parte, que, con las diligencias practicadas hasta ahora, hay "indicios racionales suficientes" para continuar el procedimiento en este momento procesal, y que otras cuestiones, como "la credibilidad de las declaraciones de los perjudicados", serán objeto de evaluación por el tribunal sentenciador en el plenario.

En el auto, la Audiencia de Guipúzcoa repasa también varios informes forenses realizados a Portu y Sarasola, detenidos en la localidad guipuzcoana de Arrasate el 6 de enero del pasado año. El primero de ellos, tras su arresto, fue ingresado en el Hospital Donostia de San Sebastián con una costilla rota, numerosas contusiones, derrame pleural, y una costilla rota, entre otras lesiones.

INFORMES FORENSES

En unos informes de los forenses se considera que las lesiones de los detenidos son compatibles con las declaraciones de los presuntos terroristas en las que aseguraron haber recibido puñetazos y golpes en todo el cuerpo, mientras que en otros se estima que éstas concuerdan con la detención violenta que reconocieron haber practicado los agentes.

Además, el órgano jurisdiccional guipuzcoano rechaza la pretensión de la defensa de los guardia civiles de que se determine cómo llegaron a manos de dirigentes de ETA en Francia cinco fotografías de las presuntas torturas sufridas por Portu y Sarasola.

El auto del Juzgado de Instrucción número 1 de San Sebastián, que ha sido confirmado por la Audiencia donostiarra, ordenaba que se diera traslado de la resolución a la Fiscalía y a la acusación particular para que solicitasen la apertura del juicio oral o el sobreseimiento de la causa.