López Aguilar entiende que Zapatero, en presencia de Barroso, tenga palabras "amables" sobre su continuidad

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El cabeza de lista del PSOE a las elecciones europeas del 7 de junio, Juan Fernando López Aguilar, ha dicho hoy que entiende que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, tenga palabras "amables" sobre la continuidad del jefe de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, sobre todo cuando se le pregunta por esta cuestión en presencia del portugués.

Así se pronunció en el inicio de un ciclo organizado por el Real Instituto Elcano por el que entre hoy y mañana pasarán distintos candidatos españoles al Parlamento Europeo y tras ser preguntado si él apoya como Zapatero la continuidad de Barroso, cuyo partido se encuadra en el centro derecha.

López Aguilar indicó que puede entenderse que, "si cada vez que José Luis Rodríguez Zapatero ha sido preguntado sobre este asunto ha sido en presencia del propio José Manuel Durrao Barroso y en el contexto de conversaciones y entendimientos, su respuesta haya sido amable sobre este punto".

No obstante y en su opinión, esta decisión "corresponde a la ciudadanía" porque, aunque son los Gobiernos los que proponen un candidato a la Comisión, es el Parlamento quien debe aprobarlo o rechazarlo.

El Tratado de Lisboa, que no ha completado su proceso de ratificación, establece que el Consejo Europeo deberá tener en cuenta a la Eurocámara a la hora de proponer a su candidato. Este año se espera, aunque Lisboa no esté en vigor, que el Consejo inicie un proceso de consultas con el Parlamento antes de presentar su propuesta.

López Aguilar, que afirmó que aspira a que de los comicios del 7 de junio salga una "mayoría progresista" que pueda influir en la composición de la Comisión y en su "orientación", intentó explicar que "nadie" puede ver una "confrontación" o "disonancia" entre su postura y la del presidente Zapatero.

"La palabra la tienen los electores el próximo 7 de junio. Dar por hecha la decisión que venga después del 7 de junio es dar por hecho a los electores. No deberíamos hacer eso en una democracia", insistió.

"Lo que toca ahora es que los ciudadanos decidan y a la vista de la correlación de fuerzas que surja en el Parlamento podremos pronosticar cuál puede ser el objeto de consenso en la persona" que dirigirá la Comisión en los próximos años, abundó.

Por otro lado, López Aguilar dijo entender también que Zapatero apoyara la candidatura de Barroso en 2004 "a la vista de la aritmética del Parlamento de los últimos cinco años y a la vista de la correlación de fuerzas en el Consejo Europeo".

"Comprendo muy bien que en esas coordenadas el presidente Zapatero aceptase como una solución de consenso la persona de Durao Barroso", que ha contado además con el "apoyo explícito" del Gobierno socialista de José Sócrates, socio muy estrecho del presidente español. "Es una propuesta por tanto sobre la que se puede hablar", añadió.

Barroso visitará Madrid hoy y mañana. Esta tarde la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, le entregará la Distinción a la Excelencia Europea. Mañana participará en un desayuno del Foro ABC y se entrevistará con el Rey y Zapatero, de forma separada.