Monseñor Iceta dice que la Iglesia respeta que López eliminase símbolos religiosos en su toma de posesión

Cree que, tanto el gobierno como la oposición, tienen "grandísimas responsabilidades" y anima a "seguir todos implicados"

BILBAO, 11 (EUROPA PRESS)

El obispo auxiliar de Bilbao, monseñor Mario Iceta, afirmó hoy que la Iglesia respeta la decisión del lehendakari, Patxi López, de tomar posesión de su cargo eliminando las expresiones y símbolos religiosos, si bien destacó que el cristianismo "es un acervo cultural nuestro". Asimismo, consideró que, tanto el gobierno como la oposición, "tienen grandísimas y vitales responsabilidades" para resolver "los problemas" de la sociedad, por lo que instó a "seguir todos implicados".

En su intervención en el desayuno de Forum Europa-Tribuna Euskadi, Iceta señaló, preguntado por la toma de posesión del nuevo presidente del Ejecutivo vasco, que "cada institución ve el modo en que accede a ese cargo" y añadió, en este sentido, que la iglesia respeta "absolutamente siempre la conciencia de las personas".

Según indicó, "la conciencia y la libertad son sagrarios de respeto absoluto", por lo que, "si una persona no creyente piensa que no es oportuno que estén los símbolos religiosos, nosotros no tenemos ni que decir sí ni que decir no".

"Es una decisión personal que se toma", insistió Iceta, que, no obstante, recordó que "Europa, durante muchos siglos, se llamó la Cristiandad" y, aunque "eso no quiere decir que hoy en día todo el mundo tenga que serlo así", el cristianismo "es un acervo cultural nuestro". En esta línea, estimó que debe existir "una agradecimiento nuestro a quienes han sido los forjadores de nuestra cultura: los valores cristianos".

A su entender, "las cosas deben hacerse con sentido común y, si el señor lehendakari ha estimado que es este modo de tomar posesión, nosotros obviamente respetamos su decisión y los valores religiosos de cada uno y la conciencia de cada uno debe ser siempre absolutamente respetada".

IMPLICACIÓN DE TODOS

Preguntado por la posibilidad de que el cambio de gobierno pueda ayudar a la normalización, indicó que, "quien habla en las urnas, son los que votan, y la alternancia hay si la gente vota alternancia y no la hay si la gente no vota alternancia". En cualquier caso, consideró que "siempre" es preciso "mirar al futuro con esperanza".

Asimismo, destacó que "todos, en los tres poderes, son importantes, el gobierno es importante, la oposición es importante, todos tienen grandísimas y vitales responsabilidades que asumir para el bien de la sociedad". Por tanto, instó a que "tenemos que seguir todos implicados en solucionar los problemas importantes y graves" de la sociedad.

Por otro lado, en relación a la posibilidad de que se elabore una pastoral sobre víctimas, señaló que se realiza una "atención esmerada" a este colectivo de manera "cotidiana" y, "a menudo, sin darle publicidad", si bien la elaboración de una pastoral "es algo que habría que valorar".